© Desconocido
El personal de las estaciones de tren de todo el mundo seguramente ha vivido incidentes inesperados, pero pocos vieron en su vida a una cabra esperando el tren, como lo hicieron sus colegas suizos.

Normalmente, lo único extraño que podés llegar a ver en una estación es que el tren llegue a horario, pero si sos un trabajador en Pratteln, Suiza, te podés encontrar con un animalito de granja en pleno andén. Los trabajadores de la estación quedaron impactados cuando encontraron a la cabra en una de las salas. Más sorprendente todavía resultó el hecho de que el animal estaba sereno y parecía acostumbrado a viajar en el transporte público.

Los empleados de la estación lograron traer al dueño del animal luego de localizar un chip de identidad que tenía la cabra bajo la piel. "No sabemos cómo llegó (la cabra) hasta acá o qué era lo que estaba esperando, pero ahora ya está de nuevo en el campo", dijo un policía.