Historia Secreta
Mapa


Family

Las historias alrededor del fuego influyeron en nuestra evolución cultural y social

Los humanos descubrieron el fuego hace entre 400.000 y un millón de años. Sus llamas fueron usadas para cocinar alimentos, defenderse de depredadores e iluminar la oscuridad. Ahora, un estudio con bosquimanos del Kalahari, en África, dice que las historias contadas al calor del fuego sirvieron también para hacer evolucionar el pensamiento humano, al reforzar las tradiciones sociales y cultivar la imaginación.

junto_al_fuego
© Desconocido

Un estudio llevado a cabo por Polly Wiessner, una antropóloga de la Universidad de Utah (EE UU), con bosquimanos del Kalahari indica que las historias contadas a la luz del fuego ayudaron a construir la identidad social y cultural humana.

El trabajo, publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), explica que estos relatos al calor de las llamas sirvieron para hacer evolucionar el pensamiento al reforzar las tradiciones sociales, promover la armonía y la igualdad, y cultivar la imaginación.

Investigaciones previas habían estudiado cómo ha influido el hecho de cocinar los alimentos en la dieta y la anatomía, "pero se sabía poco acerca del efecto que había tenido la extensión de la jornada, gracias a la luz del fuego, en la cultura y la sociedad", señala Wiessner.

"Hay algo en el fuego en medio de la oscuridad que une, suaviza y entusiasma a la gente. Es algo íntimo. La noche alrededor de una fogata es universalmente tiempo de entretenimiento en el que se intercambia información social y emociones", dice esta antropóloga que ha estudiado a los bosquimanos desde hace 40 años.

Comentario: Quizás ya no contamos historias alrededor del fuego, pero podemos aprender de nuestras raíces genéticas y cultivar el tiempo compartido con nuestra "tribu" y de hecho, esto nos permite desarrollar la empatía, aprender en conjunto, ampliar nuestras perspectiva y nuestro conocimiento, así como protegernos de peligros y de quienes no tienen nuestros mejores intereses en mente. En fin... ¡compartamos!

Vea también: Todos para uno y uno para todos

Cow Skull

Hallan restos de un mamut comido por los humanos hace 25.000 años

Los arqueólogos del Instituto Público de Irkutsk encontraron los restos de una cría de mamut, supuestamente, cazada por los humanos hace 25.000 años.

Los arqueólogos hallaron por casualidad la primera muela que se encontraba a poca profundidad.
mamut
© IRKUTSK STATE UNIVERSITY
Butterfly

'Princesa', 'No falles': Descifran nombres de amazonas en cerámicas de la Antigua Grecia

Cerámicas de la Antigua Grecia han revelado los nombres ocultos de míticas amazonas o mujeres guerreras, según un estudio que descifra lenguas antiguas no habladas.

'No falles' o 'Las alas calientes' fueron dos nombres de amazonas escritos en 12 antiguas vasijas de cerámicas griegas de Atenas que datan de entre el año 550 y el 450 a.C. Durante mucho tiempo los científicos creyeron que las escrituras carecían de sentido.
ceramica antigua
© metmuseum.org
La investigadora estadounidense Adrienne Mayor, junto con los especialistas del Museo de J. Paul Getty, en California, lograron traducir las inscripciones griegas que acompañan las imágenes de amazonas en actitud de lucha, caza o con arco, a sus equivaencias fonéticas.

Luego mostraron las transcripciones fonéticas a John Colarusso, un lingüista de la Universidad de McMaster, en Canadá, especializado en lenguas raras del Cáucaso, que las tradujo por tales nombres como 'Princesa', 'No falles' o 'Las alas calientes', escribe 'National Geografic'.
Colosseum

La globalización nació en Asiria

Una monumental exposición en el MET de Nueva York recorre el arte del primer milenio antes de Cristo desde Oriente Próximo hasta el Mediterráneo.

Cuando los hombres estaban solos y ni Jesucristo ni Mahoma habían puesto los pies en la Tierra, durante el periodo "más excitante" de la historia, "nació la globalización". Joan Aruz, comisaria jefe del Museo Metropolitano de Arte (MET) de Nueva York, no puede ocultar su emoción cuando muestra al visitante las maravillas De Asiria a Iberia en los albores de la época clásica, la exposición que hoy se abre al público hasta el 4 de enero de 2015.

© The metropolitan museum of art
Esfinge neoasiria de marfil expuesta en el Metropolitan de Nueva York dentro de la muestra 'De Asiria a Iberia en los albores de la época clásica'.
La muestra es el resultado de un esfuerzo monumental durante seis años para reunir lo mejor del arte de los pueblos de Oriente Próximo y el Mediterráneo durante la Edad del Hierro, del Imperio Asirio al esplendor de Babilonia, diez siglos previos a la helenización y al Imperio Romano plenos de "interacción cultural, comercio y comunicación global" y no exentos, claro está, de violencia.

Aruz no tiene empacho en calificar la muestra de "histórica". Las obras expuestas, unas 260 esculturas monumentales, grandiosos relieves murales, delicados marfiles tallados, joyas bellísimas y preciosa orfebrería, proceden de las colecciones más importantes de 41 museos en 14 países -entre ellos España- de Europa occidental, Cáucaso, Oriente Próximo, norte de África y Estados Unidos.

La exposición arranca con el Imperio Asirio, dueño de Oriente Próximo durante su apogeo entre los siglos VIII a VII antes de Cristo. "No había otro semejante en el mundo entero", relata Joan Aruz. Sus dominios iban desde Asiria (el actual norte de Irak) hasta el Mediterráneo. A medida que fue creciendo, las ciudades-estado fenicias del Levante se vieron obligadas a mirar hacia el oeste para fortalecer su comercio marítimo. De esta necesidad nació el primer fenómeno global: las redes mercantiles que establecieron por toda la costa norte de África y desde la costa sur europea hasta el estrecho de Gibraltar y hacia el Atlántico. Materias primas, objetos lujosos, imágenes, personas e ideas circularon como nunca antes entre Oriente Próximo y el Mediterráneo
People 2

¿Es cierto que la familia Hitler hizo un pacto para no dejar descendencia?

Una revista francesa reveló que tres familiares del dictador alemán viven actualmente en EE.UU. y que ninguno de ellos tiene hijos. ¿Serán ciertos los rumores de que la familia hizo un pacto para no dejar descendencia?

Hitler_sobrino
© wikipedia.org
Alexander, Louis y Brian viven en Long Island y llevan una vida similar a la de muchos estadounidenses. Sin embargo, viven con la carga de tener uno de los apellidos más detestados del mundo: Hitler. Y es que estos hermanos son hijos de William, un sobrino del dictador alemán, señala la revista 'Paris Match'.

Los tres parientes, que tienen el sobrenombre de Adolf, han pasado buena parte de sus vidas en un vecindario, en el que residen numerosos judíos jasídicos, tratando de guardar en secreto el sombrío origen de su apellido.

"Hubiéramos vivido mejor si no fuésemos descendientes de Hitler", afirmó Alexander Stuart Houston o Alexander Adolf Hitler a una periodista de la revista francesa.

La reportera le preguntó si era cierto que la familia de Adolf Hitler había hecho un pacto para no tener nunca hijos. "La única regla que tenemos", respondió, es "no hablar con periodistas".

Según David Gardner, autor del libro 'The Last of the Hitlers', los hermanos nunca firmaron un acuerdo, pero es cierto que ninguno se casó y no tienen hijos.

Comentario: Artículos relacionados:

* El Escape de Hitler
* La catadora de comida de Hitler revela los horrores de la Guarida del Lobo
* Eva, la cómplice inquebrantable

Question

¿Qué secreto oculta el mapa de Colón?

Científicos estadounidenses se han propuesto descifrar el texto oculto en un mapa del mundo del siglo XV que Cristóbal Colón podría haber usado en su primer viaje transatlántico.
© brbl-zoom.library.yale.edu
El mapa, creado en 1491 por el cartógrafo alemán Henricus Martellus, representa la superficie de la Tierra desde el Atlántico en el oeste hasta Japón en el este e incluye descripciones de varias regiones y civilizaciones en latín, relata 'Mail Online'.
Magnify

Tres grandes grupos de humanos ancestrales son los antepasados de todos los europeos

© UPF
Cráneo de mujer del yacimiento de Kanaljorden en Motala (Suecia), excavado entre 2009 y 2013. Imagen: Fredrik Hallgren
Hasta ahora se pensaba que eran solo dos, pero se ha descubierto que hubo otro, procedente de Eurasia

Todos los europeos actuales tienen como antecedentes a tres grupos ancestrales de humanos. Los europeos del norte tienen más ascendencia de cazadores-recolectores, mientras que los del sur más de los primeros agricultores. Además, en todos ellos hay componentes genéticos de una tercera población hasta ahora no descrita y proveniente de Eurasia, publica la revista Nature.

El comienzo de la agricultura y la domesticación de animales, que se inició en Oriente Próximo hace 11.000 años, tuvo un gran impacto en la vida humana. En muchos lugares, los cazadores-recolectores fueron reemplazados por los agricultores sedentarios y hubo un considerable aumento en el tamaño de las poblaciones, lo que sentó las bases para la formación de grandes ciudades y sociedades complejas.

La evidencia arqueológica sugiere que en el centro de Europa la transición a un estilo de vida agrícola se produjo hace 7.500 años aproximadamente, con la aparición de la Linearbandkeramik (LBK), una cultura agrícola sedentaria.

Comentario: Artículos relacionados:

- El Mito Vegetariano
- El Mito Vegetariano - Fragmentos (Parte 1)
- La dieta cetogénica - Una visión general
- La dieta paleolítica revisada
-
Alimentación moderna vs. alimentación sana, fuentes de toxicidad, el rol de las reacciones inflamatorias y las sensibilidades alimentarias en las enfermedades crónicas, modernas o idiopáticas

Boat

Construyen una réplica del Arca de Noé según una tablilla babilónica

Construyen un modelo a escala del Arca de Noé basándose en un proyecto elaborado en la antigua Babilonia hace 4.000 años.

Irving Finkel, conservador del Museo Británico, descubrió una tablilla de barro que contenía escritos en cuneiforme hace mucho tiempo, y estuvo trabajando durante 20 años para descifrarla, informa 'Mail Online'. Lo consiguió hace cinco años y llegó a la conclusión de que el Arca Noé era redonda y fue construida en caña.
'
arca noe
© The British Museum
Apple Red

La catadora de comida de Hitler revela los horrores de la Guarida del Lobo

Una de las catadoras oficiales de la comida de Adolf Hitler, Margot Wölk, decide contarle al mundo a sus 96 años su historia.

Margot Wölk era una de las 15 jóvenes que trabajaban en el cuartel militar de Hitler de la Guarida del Lobo - que se encontraba en el bosque de lo que antes era Prusia Oriental y hoy en día es Polonia - durante la Segunda Guerra Mundial, relata 'The Independent'. Su trabajo consistía en probar la comida del líder nazi antes de él para evitar que lo envenenaran.
almuerzo nazi
© AFP
"La comida siempre era vegetariana", explicó Wölk a la cadena de televisión alemana RBB. "Había constantes rumores de que los británicos querían envenenar a Hitler. Nunca comimos carne. Nos daban arroz, fideos, pimientos, guisantes y coliflor".

Comentario: Lecturas recomendadas:

- Las asociaciones ponerogénicas y sus efectos en la sociedad
- Psicopatía y poder
- Reflexiones sobre Ponerología Política
- Patocracia - Tiranía en manos de psicópatas

Vegetarianismo:

- El Mito Vegetariano
- El papel de la carne en la transformación del homínido en hombre

Pyramid

Descubren en Israel un monumento de piedra de hace 5.000 años

La investigación de un doctorando desvela una estructura con 5.000 años de antigüedad. Rujum En Nabi Shuaay era hasta ahora un promontorio de piedras cerca del israelí Mar de Galilea que se creía un resto perdido de una muralla centenaria.

© Google earth/Times of Israel
Una imagen, sacada de Google Earth, de la zona donde se halla el monumento.
Ahora, gracias a la investigación del doctorando Ido Wachtel de la Universidad Hebrea de Jerusalén (HUJI), se ha descubierto que esta enorme estructura en forma de medialuna es en realidad un monumento en sí mismo con 5.000 años de antigüedad. Sería más longevo que el complejo megalítico de Stonehenge en el Reino Unido o las pirámides de Egipto, que datan aproximadamente del año 2.600 antes de Cristo.

Según ha expuesto el expuesto el experto en el Congreso Internacional sobre Arqueología en el Antiguo Oriente Próximo de este verano y tal y como desvela ahora la revista Live Science, la estructura se encuentra a 13 kilómetros del lago Tiberíades, cerca de la frontera entre Israel y el territorio palestino de Cisjordania. Tiene 14.000 metros cúbicos de volumen, 150 metros de largo por 20 de ancho en su base y hasta siete metros de altura. "Más extenso que un campo de fútbol norteamericano", explica la publicación. En las proximidades se han encontrado restos de cerámica elaborada entre 3050 y 2650 a. C. que han ayudado a datar el hallazgo.

Wachtel explica en su ponencia que se puede tratar de "un hito destacado en el paisaje natural, que sirve para marcar la posesión" de la tierra o para "hacer valer la autoridad y los derechos sobre los recursos naturales" por una población determinada, pero también puede ser un monumento religioso, erigido en honor del dios Sin de la antigua Mesopotamia, cuyo símbolo era una luna creciente como la que forman estas piedras.
Top