Tamir Rice
© Desconocido
Tamir Rice murió el domingo a primera hora en un hospital.
En Estados Unidos, la policía mató a tiros a un niño negro de 12 años que tenía en sus manos una pistola que resultó ser falsa.

El médico del condado de Cuyahoga que examinó el cadáver identificó a la víctima como Tamir Rice.

El sábado por la tarde un oficial disparó dos veces al menor en un parque de la ciudad de Cleveland, Ohio, porque no obedeció una orden de levantar las manos.

Dos agentes llegaron al parque tras recibir una llamada porque el niño estaba apuntando a la gente con la pistola.

La polícía indicó después de lo ocurrido que al arma falsa le habían quitado un indicador de seguridad anaranjado, diseñado para mostrar que la pistola era una réplica.

Investigación paralela

Jeff Follmer, el presidente de la asociación de policías de Cleveland, declaró que a los oficiales, uno en su primer año de servicio y el otro con 10 años de experiencia, no se les dijo que la persona que contactó a los servicios de emergencia había sugerido que la pistola probablemente era falsa.

Por su parte, el subjefe de policía de Cleveland, Ed Tomba, explicó que el niño no había apuntado a los agentes ni amenazado verbalmente a estos.

El corresponsal de la BBC en Washington, David Willis, informó de que se está investigando lo ocurrido y que los policías involucrados en el caso están de licencia administrativa.

A su vez, el abogado que representa a la familia, Timothy Kucharski, explicó a la BBC de que ésta llevará a cabo una investigación paralela para esclarecer los hechos.

"Si se determina que los derechos de Tamir fueron violados procederemos a una acción civil contra la policía", añadió.


Comentario: ¿Si se determina que sus derechos fueron violados? ¡¡¡Lo han asesinado por portar una pistola de juguete!!! ¡¿Acaso el derecho a la vida no significa nada?! En todo caso, si eran tan incompetentes como para darse cuenta de que era un juguete, no hacía falta que lo mataran a tiros para sacársela.


Control más estricto

Según el corresponsal de la BBC, se ha solicitado un control más estricto sobre las armas falsas.

En esa línea, la legisladora local Alicia Reece pretende introducir una propuesta de ley para que las pistolas falsas que se vendan en Ohio sean de un color llamativo.

La policía de Cleveland ha estado en el punto de mira en los últimos años, después de que en 2012 una persecución terminara con dos muertes, después de que los agentes dispararan 137 veces.

El Departamento de Justicia está actualmente investigando el uso de la fuerza y este tipo de prácticas de la policía.