Moscú elogia la decisión del movimiento palestino Hamás de reconciliarse con los representantes del partido Al Fatah, declaró el representante especial del presidente ruso para Oriente Medio y África y vicecanciller Mijaíl Bogdánov.

"Moscú se siente satisfecha por la declaración de Hamás", dijo el diplomático al resumir su encuentro con el representante del movimiento, Musa Mohamed Abu Marzuk.
© REUTERS/ Suhaib Salem

La delegación de Hamás visita Rusia días después de que este movimiento diera un paso importante hacia la reconciliación con el movimiento Al Fatah, al anunciar la disolución del cuasigobierno de la Franja de Gaza y la transferencia de sus funciones al gabinete de la unidad nacional.

Bogdánov subrayó que Rusia apoya el programa "comedido" del movimiento, que incluye "la creación de un Estado palestino independiente en las fronteras de 1967 y el logro de la unidad nacional de Palestina", en pleno acuerdo con el derecho internacional.
"Estamos dispuestos a ayudar enérgicamente a los palestinos a mejorar la dura situación social y económica en la franja de Gaza", señaló el viceministro.
El 17 de septiembre Hamás expresó la disposición a reanudar las negociaciones con Al Fatah y confirmó su interés en celebrar elecciones parlamentarias y presidenciales.

Durante los últimos diez años Hamás controla la Franja de Gaza, cuyos dos millones de habitantes viven aislados del mundo exterior tras el golpe de Estado de 2007.

El movimiento Al Fatah controla Cisjordania a través de las instituciones de la Autoridad Nacional Palestina, que goza de reconocimiento y apoyo internacional.

Los dos movimientos acordaron en varias ocasiones cesar el conflicto y restaurar la integridad del sistema político palestino, sin embargo estos acuerdos nunca han llegado a plasmarse sobre el terreno.