Desde Irán han afirmado que reactivarán las actividades de enriquecimiento de uranio en su centro en Fordo en caso de quiebra del JCPOA.
iran uranium
© Raheb Homavandi / Reuters
Soldados iraníes en la planta de enriquecimiento de uranio de Natanz, el 9 de marzo del 2006.
El portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán, Behrouz Kamalvandi, ha advertido que si se rompe el Plan de Acción Conjunto y Completo (JCPOA, por sus siglas en inglés), Teherán reactivará las actividades de enriquecimiento de uranio en su centro en Fordo.

Además, Kamalvandi ha comentado que de producirse ese escenario, su país instalaría nuevo equipamiento nuclear en la planta de Natanz, sin especificar de qué tipo, informa Reuters.

"El líder supremo [el ayatolá Alí Jameneí] ha ordenado que los programas se lleven a cabo en el marco de los requisitos del acuerdo nuclear", precisó Kamalvandi.

"Y cuando dé la orden, anunciaremos programas para operar fuera del acuerdo nuclear para revivir a Fordo", agregó.

Irán tiene dos grandes plantas de enriquecimiento de uranio, la de Natanz y la de Fordo. Gran parte de Natanz está bajo tierra y Fordo se alberga en el interior de una montaña, lo que protege a las instalaciones de un posible bombardeo aéreo.

El Plan de Acción Conjunto y Completo (JCPOA) sufrió un duro golpe después de que EE.UU. se retirara de este a principios de mayo. Otras naciones que firmaron el acuerdo, entre ellas Reino Unido, China, Francia, Rusia y Alemania están tratando de salvaguardar el pacto, que impone restricciones al programa nuclear de Irán a cambio del levantamiento de sanciones económicas.