Según los informes, "Israel" está atrapado en un punto muerto político después de las elecciones generales, ya que ni el primer ministro Benyamin Netanyahu ni su principal contrincante Benny Gantz han logrado asegurar una mayoría parlamentaria, lo que aumenta la posibilidad de nuevas conversaciones acerca de un gobierno de coalición o el fin del gobierno del primer ministro.
netanyahu
Con el 92 por ciento de los votos escrutados en las elecciones del martes de "Israel", el gobernante partido Likud de Netanyahu y la alianza centrista Azul y Blanca del ex jefe militar Benny Gantz no lograron obtener suficientes escaños para asegurar una mayoría parlamentaria necesaria para formar un gobierno, informaron canales de televisión israelíes el miércoles.

Diversos medios israelíes informaron que el partido Likud y la Alianza Azul y Blanca de Gantz tenían 33 escaños cada uno de los 120 del Parlamento.

Para una coalición gobernante de 61 legisladores, cada partido tendría que formar una coalición con otros partidos, incluido el partido de extrema derecha del ex ministro de Asuntos Militares, Avigdor Lieberman, Yisrael Beiteinu, que obtuvo 9 escaños en la Asamblea, según primeros resultados.

Entre los otros partidos, la alianza de la Lista Conjunta árabe se convirtió en la tercera fuerza más grande en el
Parlamento con 12 escaños, según muestran los resultados.

Lieberman, que solía ser un gran aliado del primer ministro, ahora es uno de sus principales opositores. Afirmó que insistirá en un gobierno de unidad que incluya al Likud y a la centrista Alianza Azul y Blanco.

"Israel no celebrará unas terceras elecciones y las partes tendrán que lidiar con la "constelación" que surge de esta votación", dijo.

Netanyahu dijo el miércoles que buscaría la formación de una nueva administración "sionista" que excluya a los partidos árabes.

Habrá que ver, sin embargo, si la Alianza Azul y Blanca acepta que Netanyahu, acusado por la Fiscalía de corrupción, continúe siendo primer ministro. Incluso en tal caso, Netanyahu se verá muy limitado en sus actuaciones debido a la pérdida de su mayoría.