Traducido por el equipo de Sott.net en español

El presidente de los Estados Unidos Donald Trump ha dado finalmente una fecha para cuando le gustaría que Estados Unidos reabriera al menos parcialmente después del cierre del Covid-19: El 12 de abril. De lo contrario, argumentó, la depresión causaría muchas más muertes que el virus.
trump
© REUTERS/Jonathan Ernst
"Me encantaría que el país se abriera y que saliera para la Pascua", dijo Trump el martes durante un ayuntamiento virtual de Fox News.

Tenemos que hacer que nuestro país vuelva a funcionar. Nuestro país quiere volver a trabajar.

Esto sigue a sus comentarios del lunes por la noche en la reunión de prensa de la Casa Blanca, cuando no quiso nombrar una fecha, pero dijo que estaba debatiendo aflojar las restricciones en las próximas semanas para evitar un completo colapso económico de los EE.UU.

La ansiedad y la depresión de la crisis económica causaría muertes "en un número mucho mayor de lo que estamos hablando con respecto al virus", argumentó Trump.

Los EE.UU. están actualmente en el octavo día del programa gubernamental "15 días para detener la propagación", con decenas de millones de estadounidenses trabajando desde casa o con permiso de ausencia -algunos sin pago- para fomentar el "distanciamiento social".

Un paquete de ayuda financiera de 2 billones de dólares fue propuesto por el Senado con la intención de enviar pagos en efectivo a los estadounidenses para compensar los ingresos perdidos debido al cierre. Sin embargo, fue bloqueado por los demócratas del Senado el domingo y nuevamente el lunes, mientras los demócratas de la Cámara buscaban impulsar su propia propuesta, que incluía una lista de prioridades políticas no relacionadas con la pandemia.

Trump dijo el martes que no firmaría tal proyecto de ley, y que en su lugar se inclinaría por discutir la reapertura de al menos partes del país a los negocios. Ciertos lugares - como los estados de Washington, Nueva York y California - que son semilleros de contagio podrían necesitar permanecer cerrados por más tiempo, ha reconocido la Casa Blanca.