La ministra de Igualdad, Irene Montero, admite que las «medidas drásticas» de otros países tenían un efecto «limitado» contra el Covid.

La mentira como forma de gobernar partidocrática: Irene Montero reconoció el 9M que la bajada de asistentes se debió al coronavirus: «Pero no lo voy a decir»
© Jesús Hellín | Europa Press
La ministra de Igualdad, Irene Montero, en el centro, en la manifestación del 8M en Madrid, en marzo del 2020

La ministra de Igualdad, Irene Montero, reconoció el pasado 9 de marzo que la bajada sustancial de participantes en la manifestación del 8-M este año se debió «al coronavirus», dado el «sentimiento generalizado de pánico que ya hay». Además, la ministra Montero arguyó que no lo iba a reconocer en público.


Estas palabras las dirigió a una periodista de ETB en la previa de una entrevista para el programa de actualidad política «En Jake». La literalidad de la conversación, parte de un vídeo al que ha tenido acceso ABC y se puede ver sobre estas líneas, es la siguiente:

Periodista: ¿A qué crees que se debe la bajada de cifras?

Irene Montero: Pues tía, creo que al coronavirus [...] No lo voy a decir pues porque no lo voy a decir.

Material bruto de ETB

La conversación forma parte del material bruto (la grabación completa sin editar) de la entrevista que la ETB distribuyó al resto de cadenas de la Forta, y que ABC ha podido visionar. La ministra de Igualdad apunta así al riesgo de contagio por coronovirus como una realidad en nuestro país ese mismo domingo, en el que el Gobierno llamó a la movilización masiva en las calles por el 8-M, y permitió un mitin multitudinario de Vox en Vistalegre o eventos deportivos de todo tipo en todo el territorio nacional. En la capital, el Atlético de Madrid jugó el día anterior a la gran manifestación feminista.

Montero también reconoce que a esas alturas del mes de marzo la capacidad de controlar los contagios es «limitada», a pesar de las medidas drásticas de otros países europeos. «Quiero ser muy prudente, porque creo que la comunicación que se estaba haciendo como Gobierno es buena comunicación muy basada en los datos médicos».

La Delegación del Gobierno cifró en 120.000 los participantes en la marcha feministas del 8-M de este año. En 2019, la movilización fue de 375.000 personas, según las mismas fuentes de la institución que permitió la celebración de la manifestación del 8-M y el resto de eventos ese mismo día en Madrid.

Precisamente, la Guardia Civil constata, en el polémico informe que provocó la destitución del coronel Diego Pérez de los Cobos, que la delegación del Gobierno en Madrid «tenía conciencia del peligro que suponía la celebración de reuniones y manifestaciones en fechas previas a la declaración del Estado de Alarma» y aun así, las autorizó.

El informe obra en el sumario de actuaciones de la causa que se sigue contra el delegado del Gobierno, José Manuel Franco, en el Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid y podría ser la razón dela «pérdida de confianza» alegada por el Ministerio del Interior para cesar de forma fulminante al coronel jefe de la Comandancia de Madrid.

Hay que recordar que el brote de la actual enfermedad por coronavirus fue notificado a la OMS por primera vez en Wuhan (China) el 31 de diciembre de 2019.

La semana anterior al 8-M, el ministerio de Sanidad hacía públicos el número de contagiados y fallecidos por coronavirus en su cuenta oficial de Twitter. El fin de semana del 7 y 8 de marzo dejó de hacerlo.

¿Y para el Gobierno? ¿Oficialmente cuándo comenzó la pandemia? A pesar de que el estado de alarma se declarase el 14 de marzo, hay otro documento oficial donde un organismo español reconoce la fecha de la pandemia: el documento en el que el Ministerio de Defensa pide oficialmente ayuda a la OTAN. La fecha reconocida del «desastre» por pandemia de Covid-19 es el 9 de marzo, tan solo un día después del 8-M.
La conversación con ETB

- Periodista: Bueno qué tal ayer

- Irene Montero: En el 8, muy bien, muy bien. Yo salí muy contenta porque mogollón de peña...

-Periodista: Volcada, y muy diferente, que es lo mejor, que es lo más guay.

- Irene Montero: Con mucha conciencia... Yo creo que es un movimiento fuerte, tía.

-Periodista: Sí, yo creo que ya está consolidado y que la gente ya no sé...

-Irene Montero: Y con mucho empuje como para..., con mucha claridad de esto es lo que queremos y por aquí vamos.

-Periodista: ¿A qué crees que se debe la bajada de cifras?

-Irene Montero: Pues tía, creo que al coronavirus. O sea, no lo voy a decir porque no lo voy a decir.

-Periodista: Sí, porque te van a sacar cantares...

-Irene Montero: No pues porque, tía, quiero ser muy prudente, porque creo que la comunicación que se estaba haciendo como Gobierno es buena comunicación muy basada en los datos médicos. Claro, como siempre priorizar la salud pública, no tomar decisiones por el sentimiento este de pánico generalizado que ya hay porque incluso hay países europeos que ya están tomando medidas drásticas. La capacidad real de control que están teniendo es muy limitada tomando medidas superdrásticas.

-Periodista: Superdrásticas.

-Irene Montero: Pero, en verdad, creo que sí. Que la cosa de que si tienes síntomas no te muevas mucho [...] Bueno, al final, es que hablando así...

-Periodista: Claro, y es un sitio donde al final tienes una distancia muy corta... La gente además se abraza, lo celebra.

-Irene Montero: Es que esto es ya cierre del Ministerio porque la gente todo el rato «un beso ministra, ¿te puedo dar un beso? Bueno, dicen que el coronavirus pero da igual... muak, muak» ¿sabes?.

-Periodista: Ya.

-Irene Montero: Y con la niña, «hola bonita cómo estás». Y es como la mano, no.

-Claro, es que no puedes hacer nada...