Para que una zona aparezca con el color verde es necesario que la incidencia de casos en los últimos 14 días sea inferior a 25 y que el porcentaje de pruebas positivas esté por debajo del 4%.

Agenda política criminal disfrazada de bien común: El semáforo COVID de la UE pone a toda España en rojo
© ECDC
Semáforo COVID del ECDC a 15 de octubre.
Europa se encuentra inmersa en una segunda ola de coronavirus y el objetivo de las autoridades es que, ante la disparidad de situaciones epidemiológicas que se suceden en el viejo continente, poner fin al caos fronterizo derivado de las distintas medidas aprobadas por los Estados miembro. De este modo nacía el denominado como "semáforo Covid" para garantizar el derecho de todo ciudadano europeo a desplazarse libremente dentro de la Unión Europea.

De esta forma los 27 han intentado armonizar las acciones de respuesta frente a la emergencia sanitaria, siempre intentando que las restricciones de movimiento sean el último recurso. Esta "semáforo" determina mediante colores la situación de cada país en base al avance de la pandemia en cada territorio. En el caso de España, la semana pasada todo el país aparecía marcado con el color rojo por superar una tasa de positividad por encima del 4%, salvo Asturias.
Este indicador es actualizado de forma semanal y tiene en cuenta el referido criterio de positividad, así como la incidencia, pero de una forma mucho más estricta que la aplicada en nuestro país por el Ministerio de Sanidad
Este jueves 15 de octubre el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC, por sus siglas en inglés), ha señalado en rojo Asturias, tal y como informan desde el diario El País, por lo que todo el país queda teñido por este color.

Este indicador es actualizado de forma semanal y tiene en cuenta el referido criterio de positividad, así como la incidencia, pero de una forma mucho más estricta que la aplicada en nuestro país por el Ministerio de Sanidad.

Para que una zona aparezca con el color verde es necesario que la incidencia de casos en los últimos 14 días se inferior a 25 y que el porcentaje de pruebas positivas esté por debajo del 4%. Si una zona supera una incidencia de 150 pasa a estar en rojo independientemente del resultado arrojado por la tasa de positividad.