Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Rusia es el último bastión de la libertad en el mundo. Eso es lo que dice el presidente de la Duma Estatal, que señaló el declive de la política de izquierdas en Estados Unidos y las restricciones a los medios de comunicación en lengua rusa en el Báltico y Ucrania.
Duma Vyacheslav Volodin
© RIA
Presidente de la Duma Estatal de la Federación Rusa Vyacheslav Volodin.
"La democracia es un procedimiento, con normas y reglas", dijo Vyacheslav Volodin en su intervención en el Parlamento el miércoles. "¿Ven lo que está ocurriendo en Estados Unidos? El país se está muriendo. Han cancelado todo".

"¿Dónde está su movimiento obrero? ¿Dónde está el partido socialista? ¿Dónde está el antiguamente fuerte partido comunista? Al igual que en Ucrania, no hay medios de comunicación libres. Todos los medios de comunicación de la oposición han sido cerrados".

A principios de este mes, el presidente ucraniano Volodymyr Zelensky anunció la prohibición de tres canales de televisión de ámbito nacional: NewsOne, Canal 112 y ZIK. Los canales, propiedad del político de la oposición Taras Kozak, fueron acusados por Zelensky de estar financiados por Rusia y ser contrarios a los valores ucranianos.
El miércoles, el presidente ruso Vladimir Putin acusó a Ucrania y a sus partidarios de tener doble moral, señalando que el país cerró tres canales importantes y nadie se quejó, e incluso muchos dieron su aprobación, incluida gran parte de la prensa occidental que cubre el país.

Una vez tomada la decisión, el Kremlin se opuso a la iniciativa de Kiev, mientras que Estados Unidos ofreció su apoyo a los "esfuerzos para contrarrestar la influencia maligna de Rusia".

"En cuanto a la libertad de expresión, todo está claro para nosotros. La llamada doble moral ha quedado perfectamente clara en los últimos tiempos, y no hay duda de cómo nuestros supuestos adversarios están trabajando contra nosotros", dijo Putin.

Además de señalar con el dedo a Ucrania, el presidente Volodin también señaló que los países bálticos han reprimido recientemente a los medios de comunicación en lengua rusa.

"Los bálticos han eliminado [los medios de comunicación rusos]. Tampoco tienen movimientos comunistas: están prohibidos. Rusia es la última isla de libertad", dijo.

A principios de este mes, el Consejo Nacional para los Medios de Comunicación Electrónicos de Letonia prohibió la emisión de 16 canales de televisión en lengua rusa en el país, entre ellos REN TV Baltic y NTV Mir Baltic.

Las restricciones han sido justificadas por Riga como "protección del espacio informativo", pero han sido criticadas por los diplomáticos rusos como "en las mejores tradiciones de la dictadura".

Al igual que las demás naciones bálticas, Letonia cuenta con una considerable población de habla rusa; el censo de 2011 reveló que el 37,2% del país utiliza el ruso como lengua principal en su hogar.