Los republicanos le afean que vaya a reunir a 650 personas en la isla de Martha's Vineyard, en pleno rebrote.
élites,sociedad,pueblo,Barack Obama,covid,celebrar,fiesta,cumpleaños
© GTRES
El matrimonio Obama.
Barack Obama cumple hoy 60 años, y lo celebra este fin de semana con una gran fiesta en la exclusiva isla de Martha's Vineyard (Massachusetts) en la que se concentrarán más de 650 personas, entre invitados y empleados. Semejante festejo no ha pasado desapercibido, sobre todo entre los republicanos, que le recriminan al expresidente que normalmente pedía la necesidad de las vacunas y de mantener a raya el virus, pero a la vez mantenga el cumpleaños. La familia Obama responde que todos los asistentes deberán presentar pruebas de vacunas, y hacerse una prueba de diagnóstico del coronavirus antes.


Comentario: Obama siempre ha tenido dos caras, o más.


Lo cierto es que Massachusetts, donde veranea Obama, es uno de los focos de contagio en Estados Unidos. El grueso del estado requiere de nuevo mascarillas en espacios interiores. El mayor foco de contagio en esa zona se descubrió por primera vez después del 4 de julio en la localidad de Provincetown, a unos 150 kilómetros al sur de donde está Obama, y al menos 430 nuevos casos de coronavirus están conectados a él. Los resultados iniciales indican que se trata de la contagiosa variante Delta, que se propaga también entre vacunados, aunque con menos rapidez e intensidad que con los que no lo están.


Comentario: Propaganda auspiciada por las grandes farmacéuticas.


La fiesta de Obama es al aire libre y contará con famosos de primera fila, como George Clooney, Steven Spielberg y Oprah Winfrey. En total los invitados son 475, más los empleados, entre los que hay «coordinadores de protocolos Covid», algo que ha filtrado la familia Obama, sin explicar claramente quiénes son. La fiesta tiene lugar en la casa de 650 metros cuadrados y once hectáreas de jardines por la que los Obama pagaron más de 13 millones de dólares hace dos años.

En lugar de regalos, Obama ha pedido a los invitados que donen el dinero a programas de ayuda a menores afroamericanos en situación de necesidad, según ha informado en exclusiva el medio digital 'Axios'. La familia ha sugerido organizaciones como My Brother's Keeper Alliance, Girls Opportunity Alliance o la misma Fundación Obama, creada por el expresidente.

Joe Biden, que fue vicepresidente de Obama, no irá a la fiesta. El inquilino de la Casa Blanca pasará el fin de semana en Rehoboth, una de las playas más cercanas a Washington, en el estado de Delaware, que es donde tiene su residencia oficial. La semana pasada, los medios de EE.UU. filtraron un informe de los Centros para el Control de Enfermedades que refleja un alarmante aumento de los contagios de la variante Delta. Justo esta semana se ha alcanzado el 70% de adultos de EE.UU. totalmente vacunados, un objetivo que Biden se marcó para hace un mes.

Sobre la fiesta de Obama, el diputado republicano Jim Jordan dijo en Twitter que «si se tratara de la fiesta de cumpleaños del presidente Trump» los demócratas ya lo habrían calificado de «foco de contagio» y responsable de «numerosas muertes». (Jordan es uno de los más firmes aliados de Trump). La presidenta del partido republicano, Ronna McDaniel, añadió: «¿Acaso hay excepciones [a las normas contra el coronavirus] en las fiestas a las que asisten famosos de izquierda y adinerados?».