En otros de los polémicos experimentos financiados por el ​​​ director del Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos (NIAID), Anthony Fauci, se inyectaron hormonas femeninas a monos para estudiar los efectos en su sistema inmunitario, informó esta institución.
Anthony Fauci
© Toma de pantalla: YouTube/C-SPAN
El director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID), Anthony Fauci, el 5 de noviembre de 2021.
Al menos 205.562 dólares fueron otorgados a un centro de investigación médico, orientado a la investigación en ciencias biomédicas básicas, el Scripps Research Institute el mes pasado, reveló The Washington Free Beacon del 10 de enero.

Aparentemente, el objetivo es determinar las razones por las que las mujeres transexuales tienen altas tasas de VIH.

Fauci ha sido duramente criticado porque a lo largo de los más de 36 años al frente del (NIAID) "ha supervisado la experimentación desenfrenada con animales", de acuerdo con el autor Patrick Hauf.

Quien agrega: "En noviembre se reveló que el NIAID financió un estudio en el que se infectó a beagles con larvas de gusanos del corazón y se les aplicó la eutanasia tras los experimentos".

Y sigue describiendo: "Como parte de otro estudio, los investigadores infectaron a los beagles con bacterias mutadas procedentes de garrapatas".

Adicionalmente, cada año, el departamento compra un promedio de 500 monos Rhesus procedentes de una isla de Carolina del Sur alquilada por Charles River Laboratories, a los que se les concede un contrato de 27,5 millones de dólares con el NIAID.

Por su parte, la neurocientífica de la organización por los derechos de los animales Personas por el Trato Ético de los Animales (PETA, por la sigla en inglés), Dra. Katherine Roe, critica fuertemente la tortura de estos animales.
"Es simplemente mala ciencia sugerir que dosificar a los monos con medicación feminizante los convierte en buenos sustitutos de los humanos", declaró Roe.
Y agregó: "Este estudio no ayudará a prevenir o tratar el VIH y no ayudará a las mujeres transgénero".

Asimismo, considera que el dinero empleado en estos experimentos es lamentablemente "derrochado", simplemente porque los simios no pueden contraer el VIH, sino solo una versión leve de la misma.

Muchas de las actuaciones del Dr. Fauci han sido muy cuestionadas, no solo por las torturas contra los animales, sino por las controvertidas inversiones del dinero aportado por los contribuyentes estadounidenses para financiar experimentos de ganancia de función en el laboratorio de Virología de Wuhan, China, utilizando murciélagos.

Los experimentos en Wuhan han llevado a acusar a Fauci de haber ayudado a crear el virus PCCh o COVID-19, que ha resultado mortal y desastroso en todo el mundo.

En este sentido, el vicepresidente de la organización Defensa y Políticas Públicas de la WCW, Justin Goodman, manifestó que no es solo en Wuhan que Fauci invierte 6 mil millones de dólares de los contribuyentes por año.


Sino que más de la mitad de ese dinero "se están desperdiciando en experimentos muy cuestionables con animales, como estas pruebas de Beagle mortales e innecesarias y otros experimentos de máximo dolor".

Goodman agregó "Fauci debe rendir cuentas por este asombroso desperdicio y abuso en el extranjero y aquí mismo en casa. Los contribuyentes no deberían verse obligados a pagar".