Shanghái, Pekín, Nankín y Guangzhou fueron escenario de manifestaciones.
Shangai protests covid
© AFPTV / AFP
Protestas en Shanghái, China, el 27 de noviembre de 2022.
En varias ciudades de China han estallado protestas contra las restricciones anticovid, mientras el país registró este sábado otro récord de nuevos contagios diarios por coronavirus por cuarto día consecutivo, informa Reuters.

En Shanghái, ciudadanos se reunieron el sábado por la noche para lamentar la muerte de al menos 10 personas en el incendio de un apartamento en Urumqi, en la región de Xinjiang, lo que derivó en una protesta. Muchos internautas consideran que las víctimas del incendio no pudieron escapar a tiempo, ya que el edificio estaba parcialmente cerrado debido al confinamiento, algo que las autoridades locales han negado.


"¡Levanten el cierre de Urumqi, levanten el cierre de Xinjiang, levanten el cierre de toda China!", gritaban los manifestantes, escribe la agencia, que hace referencia a videos difundidos en redes sociales. Además, grabaciones no verificadas muestran cómo la multitud exige la disolución del Partido Comunista Chino y la renuncia del presidente de la nación asiática, Xi Jinping.


AP señala, remitiéndose a un testigo, que la Policía de Shanghái utilizó aerosol de pimienta contra unos 300 protestantes.


Asimismo, en la Universidad Tsinghua de Pekín decenas de personas celebraron una protesta pacífica contra las restricciones anticovid y cantaron el himno nacional. "La gente era muy apasionada allí, el espectáculo era impresionante", afirmó un estudiante que presenció los hechos.

Al menos siete otras ciudades, como Nankín y Guangzhou, han sido escenarios de las protestas, según AP.
  • China lleva a cabo una estricta política de 'cero covid', consistente en el aislamiento de los contagiados, en la activación de campañas masivas de pruebas PCR y en la implantación de restricciones de movimientos para contener la propagación del virus.
  • Sin embargo, estas restricciones severas están presionando a la economía de la nación asiática. Analistas de Nomura estiman que más de una quinta parte del PIB de China está bajo confinamiento, una proporción mayor que la economía británica.