© Desconocido
Candidatos presidenciales mexicanos Enrique Peña Nieto, Manuel López Obrador, Josefina Vázquez Mota y Gabriel Quadri de izquierda a derecha
La campaña electoral en México arrancó en el primer minuto de hoy, 30 de marzo, bajo la sombra de la inseguridad que vive el país, donde en seis años han perdido la vida más de 50 mil personas.

Entramos a la etapa más importante del proceso electoral, anunció en un comunicado el Instituto Federal Electoral.

Su presidente, Leonardo Valdés, admitió que uno de los principales retos que se enfrentan en etapa crucial es la falta de seguridad a causa de la violencia generada por los cárteles de la droga.

Dos de los candidatos: Enrique Peña Nieto y Josefina Vázquez Mota, programaron actos esta medianoche, para luego dirigirse a otros estados de la República.

Peña Nieto, abanderado de la coalición Compromiso por México (Partido Revolucionario Institucional, PRI, y Verde Ecologista de México, PVEM) estará en Guadalajara, Jalisco, segunda ciudad del país y un bastión en poder del Partido Acción Nacional (PAN).

Vázquez Mota, la aspirante del PAN y primera mujer con posibilidades de alzarse con la silla de la Residencia Oficial de Los Pinos, tendrá el silbato de arrancada en su casa de campaña en la Ciudad de México para después dirigirse a Puebla.

Andrés Manuel López Obrador, representante de la alianza de izquierdas Movimiento Progresista (Partido de la Revolución Democrática, PRD, Partido del Trabajo, PT, y Movimiento Ciudadano) hará una rueda de prensa en esta capital, antes de partir a su natal Tabasco y luego a Coatzacoalcos, Veracruz.

Mientras Gabriel Quadri, del Partido Nueva Alianza (Panal), hará una actividad de buceo en los arrecifes del puerto de Veracruz, porque a juicio del candidato, defensor del medio ambiente, es una forma para hacer un llamado sobre los graves problemas que afectan el entorno.

Los contendientes recorrerán el territorio nacional durante los 90 días que dure esta cruzada electoral 2012 (reducida en tiempo por cuestión de costos), con el objetivo de informar acerca de sus respectivas agendas.

En los últimos días, intelectuales, analistas y otros actores sociales y políticos han pedido que los candidatos centren sus propuestas en los grandes problemas que enfrenta esta nación.

Queremos una campaña de ideas, una campaña como México se merece, expresó el historiador y presidente del Colegio de México (Colmex), Javier García Diego.

Deben expresar cuáles son los problemas, que los jerarquicen, cuáles son más graves y presenten una estrategia de solución, dijo.

De manera particular, Colmex pidió que los aspirantes se pronuncien en temas como el bono demográfico, la migración, el medio ambiente, la desigualdad social, la reforma educativa, la equidad de género, la reactivación del campo y la política de seguridad.

Ayer concluyó el periodo de intercampañas o veda electoral, que comenzó el 16 de febrero último. Una etapa que prohibió a los candidatos dar a conocer sus plataformas electorales o instar al voto ciudadano, porque se considerarían actos anticipados de campaña.

Así que luego de este mes y cierto descanso, los mexicanos volverán a ser atiborrados de propaganda hasta el 27 de junio, tres días antes del ejercicio cívico nacional más importante.

Los ciudadanos del país -y miles de connacionales residentes en el extranjero emitirán el sufragio el 1 de julio para definir no solo al presidente de la República, sino también a los diputados y senadores que integrarán el Congreso de la unión, así como a puestos estatales y municipales. En total dos mil 127, de los cuales 629 son de nivel federal.

Y aunque la guerra de las encuestas señala a Peña Nieto como el eventual favorito, aquí nada está escrito. La elección se ganará con votos en las urnas.

Para el PRI sería retomar las riendas de Los Pinos, en su poder desde 1929 hasta que en el 2000 se las arrebató el PAN, que no está dispuesto a dejar escapar otro periodo de continuidad.

Mientras que para la alianza de las izquierdas representaría la oportunidad del cambio, la opción diferente, a la que aspiran hoy muchos mexicanos.