Los enfermos con derrame cerebral suman 377 casos y entre los que recibieron inyecciones en las articulaciones periféricas, hay nueve casos con infecciones localizadas.

© Mike Simons/Getty Images
Vacunación en una escuela de Ohio en Estados Unidos.
Ascendió a 28 el número de muertos por meningitis micótica en Estados Unidos, de un total de 386 enfermos afectados por la contaminación de inyecciones farmacológicas de esteroides, que se usaron para apaciguar el dolor; y que se confirmó venían contaminadas con hongos, informó el Centro de Control y Prevención de Enfermedades CDC.

Los pacientes recibieron esteroides inyectables del tipo Acetato de metilprednisolona (MPA) distribuidos por la empresa New England Compounding Center (NECC), según CDC, los cuales suman unas 14 mil personas con potencial riesgo de contraer la mortal enfermedad en las próximas semanas.

Hasta la fecha, CDC informa que solo ha identificado las infecciones en los pacientes que recibieron inyecciones epidurales de esteroides con estos medicamentos. Sin embargo, los pacientes que recibieron otros tipos de inyecciones con estos productos también pueden estar en riesgo.

Nueve de estos últimos pacientes reportaron infecciones en la rodilla, cadera, hombro y codo, aunque ninguno de ellos enfermó de meningitis hasta la fecha.

En previos comunicados el equipo de investigación destacó que la infección por hongos es un proceso lento, por lo que muchos pacientes presentarán los primeros síntomas bastante después de recibir la inyección.

Los pacientes asintomáticos que recibieron inyecciones epidurales y paravertebrales aún están en riesgo de contraer la enfermedad pero a medida que pasan los días las posibilidades son menores.

La CDC cita además otros efectos secundarios, producto de punciones lumbares posteriores a la primera infección. Estos son dolor de cabeza, sangrado y el riesgo teórico de que los hongos pueden ser transferidos desde el espacio epidural en el espacio subaracnoideo de un paciente que ha recibido inyecciones epidurales o paravertebral con productos contaminados con esteroides. El aumento del número de punciones lumbares, aumentará el riesgo de efectos secundarios.

Según los investigadores no solo los que recibieron inyecciones en el sistema nervioso central, como es el caso de la inyección raquídea están afectados, sino que también los que la recibieron para algún dolor en las articulaciones periféricas.

Hasta el momento la mayoría de los casos reportados son personas de Michigan con 106 enfermos y 7 fallecidos, y de Tennessee, con 75 casos y 11 muertes.

De los 386 casos documentados por CDC, 377 presentaron derrame cerebral por meningitis micótica que está aún en el proceso de investigación y tratamiento. 28 de ellos fallecieron.

Las investigaciones hasta el 22 de octubre confirmaron que 54 pacientes de meningitis presentaron la infección por el hongo Exserohilum rostratum, que son comunes en el medio ambiente, pero que no deben estar presentes en los fármacos inyectables.

Por primera vez se los identificó como una fuente de la meningitis, y en la cajas sin abrir de los fármacos MPA se encontró su presencia (hongo Exserohilum rostratum), confirma CDC.

El grave estado de salud en que se encuentran los 386 afectados hasta el momento con el brote, revela una vez más la vulnerabilidad de los seres humanos al recibir fármacos. Recientemente un gran lote de vacunas esavalentes que se repartieron desde Italia en 20 países, y que se usaron en bebés de 3 a 11 meses, desde 2011, se retiraron por estar contaminadas con virus que afectan el tracto intestinal.

En un último caso de fármacos peligrosos retirados urgentemente del mercado, fueron las vacunas contra la influenza, también en Italia, las cuales presentaron componentes químicos adicionales que son potencialmente peligrosos.

En Estados Unidos el grupo de pacientes sobrevivientes y afectados por meningitis micótica entabló una demanda a la empresa responsable de la fabricación y distribución de los medicamentos.