polos
© NATURE
Las Líneas verdes muestran como se moverían los polos.
Científicos proponen que los polos de la Tierra se desplazaron decenas de grados en un tiempo relativamente rápido de 10 a 100 millones de años, pero que el abultamiento del planeta en algunas regiones, está actuando como un estabilizante para hacerlo volver a su posición anterior, informan en un estudio publicado el 8 de noviembre en la revista Nature.

La parte más comprimida y abultada de la Tierra está en el Ecuador, y es la responsable que el planeta se estabilice y se recupere del desplazamiento polar, afirma el equipo liderado por Jesica Creveling del Departamento de Ciencias Terrestres y Planetarias de la Universidad de Harvard.

Los científicos proponen también que el ajuste del desplazamiento polar verdadero se realiza en fases consecutivas donde se enfrentan dos cargas opuestas de magnitud similar.

Al efecto estabilizador del abultamiento de la Tierra en el Ecuador, se suma un efecto inducido por las tensiones elásticas de la litósfera.

Los cambios bruscos mueven el manto y la corteza terrestre haciendo que se almacene energía potencial, de una manera similar a una banda de goma, que hace que los continentes tiendan a volver a la posición inicial.

Jesica Creveling cree que este mecanismo es el que estaría operando en los últimos millones de años.

En la investigación participaron el Dr. J.X. Mitrovica y el Dr. N.H. Chan, ambos de Harvard, el Dr. Latychwv de la Universidad de Toronto y el Dr. I. Marsuyama de la Universidad de Arizona.