© Desconocido
Wegelin & Co, el mayor y más antiguo banco privado de Suiza, anunció el jueves que cerraría sus puertas definitivamente, tras declararse culpable de facilitar a estadounidenses ricos la evasión de decenas de millones de dólares en impuestos, al ocultar sus ingresos de cuentas secretas en el extranjero.

Según la fiscalía federal del Distrito Sur de Nueva York, la entidad europea se enfrenta a sanciones por un monto total de 74 millones de dólares.

La amplia investigación, que comenzó en 2008, ha provocado tensiones entre los EE.UU. y Suiza respecto a sus leyes de secreto bancario. Las autoridades estadounidenses han presionado a los suizos para que entreguen los nombres de los ciudadanos norteamericanos con cuentas en el país helvético.

Otto Bruderer, uno de los socios de la administración de Wegelin, se declaró culpable este jueves durante su comparecencia ante la corte federal de Manhattan, confesando que, entre los años 2002 y 2010, el banco ayudó a más de 1.200 contribuyentes de Estados Unidos a mantener cuentas secretas en Suiza con el fin de evadir impuestos.

El banco Wegelin, fundado en 1741, es el banco más antiguo de Suiza, y a pesar de no contar con ninguna sucursal bancaria fuera de su país, presta servicios a sus clientes extranjeros mediante su banco corresponsal "USB", ubicado en Stamford, Connecticut.