Traducido al español por el equipo de traductores de Sott español

Un documento confidencial de GlaxoSmithKline recientemente filtrado a la prensa expuso que en un plazo de dos años, un total de 36 niños murieron después de recibir la vacuna de 6-en-1, Infanrix Hexa. [1] De acuerdo con el sitio web Initiative Citoyenne [2] que informó de la noticia, el documento de 1271 páginas reveló que GlaxoSmithKline ha recibido un total de 1.742 informes de reacciones adversas entre el 23 de octubre del 2009 y 22 de octubre del 2011, incluyendo 503 reacciones adversas graves y 36 muertes.
© Desconocido
Una industria criminal que cada año cobra vidas inpunemente
Initiative Citoyenne declaró:
"No es que 14 muertes fueron registradas por GSK entre octubre del 2009 y finalizaron en octubre de 2011 como lo habíamos calculado originalmente, sino 36 (14 del 2010 al 2011 y 22 del 2009 al 2010). Además de estas 36 muertes, hubieron por lo menos otras 37 muertes (de muerte súbita principalmente), llegando a un total de al menos 73 muertos desde el lanzamiento de la vacuna en 2000, y de nuevo, esto sólo se refiere a la muerte por muerte súbita, no hay más recuperación de subregistros. "
Utilizando la cifra de 36 muertes en un período de dos años, esto da un promedio de 1,5 muertes por cada mes, cifra que según cualquier estándar es extremadamente alta. Tengan en cuenta que sólo del 1 al 10% de las reacciones adversas a las vacunas es denunciado. Por lo tanto, en realidad, el problema podría ser mucho más grave y el número real de muertes mucho mayor.

El cóctel químico mortal

Los gráficos muestran que muchos de los bebés que murieron fallecieron dentro de los primeros días de haber recibido la vacuna. [3] Se informó que un total de tres recién nacidos murieron pocas horas después de recibir la vacuna. Esta tragedia no es sorprendente dado los ingredientes de la vacuna que aparecen en el folleto de información del producto de la Infanrix Hexa de GSK, el cual a los padres rara vez se les da la oportunidad de leer antes de la vacunación; incluidas sustancias no infecciosas del tétanos, la bacteria difteria, proteínas purificadas de la bacteria pertussis, la proteína de la superficie del virus de la hepatitis B (HBsAg, derivado de levaduras genéticamente modificadas) y poliovirus inactivado [4] Cada dosis de 0,5 ml contiene.:
  • difteria toxoide
  • toxoide tetánico
  • toxoide pertussis
  • hemaglutinina filamentosa
  • pertactina
  • proteína recombinante HBsAg
  • poliovirus de tipo 1
  • poliovirus tipo 2
  • poliovirus tipo 3
  • polisacárido capsular de Hib purificado unido covalentemente a toxoide tetánico
  • hidróxido de aluminio
  • fosfato de aluminio
  • 2-fenoxietanol, lactosa
  • medio 199
  • neomicina
  • polimixina
  • polisorbato 80
  • polisorbato 20
  • cloruro de sodio
  • agua
Las dosis tóxicas de sustancias químicas tóxicas

En un interesante artículo del Dr. Harold Buttram titulado "The Ultimate Gamble: Do Childhood Vaccines Result in Genetic Hybridization from Alien Human and Animal DNA Contents?" (La última jugada de azar: Resultan las vacunas de la niñez en una hibridización genética de contenidos del ADN ajenos al humano y a los animales?), él destacó los problemas asociados con sólo dos de estos ingredientes, incluyendo el aluminio, que es una neurotoxina asociada con la enfermedad de Alzheimer y convulsiones, y el formaldehído, que es un conocido agente cancerígeno utilizado comúnmente para embalsamar cadáveres. [5]

Dr. Harold Buttram también dijo:
"Es universalmente reconocido entre toxicólogos que las combinaciones de productos químicos tóxicos pueden traer aumentos exponenciales en la toxicidad, es decir, dos productos químicos tóxicos en combinación traerán un aumento de diez veces más o incluso un aumento de cien veces más en la toxicidad.

Un ejemplo clásico de este principio fue el estudio Schubert [21] en el que se encontró que una cantidad de plomo y una cantidad de mercurio, cuando cada uno es administrado por separado, sería letal para el uno por ciento de las ratas ensayadas, y sería letal para el cien por ciento de las ratas ensayadas al ser combinadas.

En las vacunas este principio sería aplicable al menos al mercurio y el aluminio, ambos de los cuales son potentes neurotoxinas."
Conclusion

Teniendo en cuenta esta información, ¿Es de extrañar que los bebés se estén muriendo después de recibir las vacunas que contienen estos ingredientes? GlaxoSmithKline puede tratar de ocultarnos los hechos, pero no pueden esconderse para siempre. Infanrix Hexa debe ser retirado del mercado inmediatamente.

Referencias
  1. Confidential To Regulatory Authorities - Biological Clinical Safety and Pharmacovgilance - GlaxoSmithKline Research and Development Avenue Fleming 20 1300 Wavre Belgium http://ddata.over-blog.com/xxxyyy/3/27/09/71/2012-2013/confid.pdf
  2. Initiative Citoyenne http://ddata.over-blog.com/xxxyyy/3/27/09/71/2012-2013/Communique-de-presse-d-IC-du-6-dec.-2012-_doc-confidentie.pdf
  3. Initiative Citoyenne Charts http://www.initiativecitoyenne.be/article-infanrix-hexa-le-document-confidentiel-accablant-113251207.html
  4. Información del produto Infanrix Hexa http://www.betterhealth.vic.gov.au/bhcv2/bhcmed.nsf/pages/gwcinfih/ prospecto $ File / gwcinfih.pdf
  5. Dr Harold Buttram The Ultimate Gamble: Do Childhood Vaccines Result in Genetic Hybridization from Alien Human and Animal DNA Contents? http://vactruth.com/2012/03/13/vaccines-human-animal-dna/