Traducido al castellano por Alicia Vega para bahianoticias.com

© Dees Illustration
Una nueva e innovadora investigación ha vinculado el fluoruro de sodio a las enfermedades cardiovasculares, la principal causa de muerte en el mundo.

Los investigadores encontraron que el consumo directo de fluoruro estimula el endurecimiento de las arterias, una condición conocida como aterosclerosis, que está altamente correlacionado con la causa n°1 de muerte. El fluoruro de sodio se encuentra agregado al suministro de agua de muchas ciudades en todo el mundo, a pesar de la oposición extrema de los profesionales de la salud y estudios previos que lo vinculan con la disminución del coheficiente intelectual y la infertilidad.

En su investigación, los científicos examinaron la relación entre la ingesta de flúor y el endurecimiento (calcificación) de las arterias. En estudio realizado en más de 60 pacientes, los investigadores encontraron una correlación significativa entre el consumo de fluoruro y la calcificación de las arterias.

Publicada en la edición de enero de la revista de medicina nuclear de comunicaciones, la investigación pone de relieve el hecho de que la exposición masiva de flúor puede ser el culpable de la epidemia de enfermedades cardiovasculares que cobra más vidas que el cáncer cada año. En 2008, las enfermedades cardiovasculares mataron a 17 millones de personas .

Según los autores del estudio:
El valor de la absorción de fluoruro coronario en pacientes con eventos cardiovasculares fue significativamente mayor que en pacientes sin eventos cardiovasculares.
Sorprendentemente, este no es el primer informe que aparece sobre los peligros de la fluoración del agua, sin embargo, el gobierno de Estados Unidos (junto con otras naciones) han permitido la fluoración continua del suministro público de agua a pesar de estas conclusiones.

De hecho, el gobierno de los EE.UU. incluso ha dejado constancia que indica que es necesario llevar a cabo una reducción de la fluoración del agua después de los resultados de un estudio masivo que encontró que la fluoración del agua afecta la función cognitiva, hasta el punto de reducir el coeficiente intelectual de los niños. Resulta que el anuncio no era más que un truco de relaciones públicas para frenar la oleada de activismo que siguió a los resultados.

El Gobierno de EE.UU admite los peligros y continúa bombeando fluoruro al suministro de agua

Alrededor de más de 24 estudios han concluido por unanimidad que el flúor tiene un impacto negativo en la función cognitiva. Además estos 24 estudios que se centran en la cognición, más de 100 estudios en animales han relacionado el fluoruro a un aumento en la infertilidad masculina, la diabetes, y un montón de otros problemas de salud . En el último estudio sobre la cognición, se encontró que un 28% de los niños que vivían en un área donde los niveles de flúor lograron bajarse obtuvieron los más altos puntajes en diversos test.

Esto significa que los niños expuestos a menos fluoruro lograron una calificación normal o avanzada, mientras que sólo el 8% de los niños con alto consumo de flúor logró lo mismo. De hecho, la medidas de seguridad en relación con el fluoruro de sodio dicen bastante de sí mismos:
Riesgo y Frases de Seguridad.

R25 - Nocivo por ingestión.
R32 - El contacto con ácidos libera gases muy tóxicos.
R36/38 - Irrita los ojos y la piel.
S1 / 2 - Consérvese bajo llave y fuera del alcance de los niños.
S22 - No respirar el polvo.
S36 - Usar ropa protectora adecuada.
S45 - En caso de accidente o malestar, acuda inmediatamente al médico (mostrar la etiqueta siempre que sea posible.)
Pero ¿qué pasa con la prevención de caries? Desde 1962, el gobierno ha recomendado los niveles de flúor entre 0,7 y 1,2 miligramos por litro en el agua potable de la nación.

Considerado como un excelente bloqueador de caries, el fluoruro ha sido elogiado por su supuesto poder para prevenir las caries y mejorar la salud oral. La investigación ha revelado que el flúor, la sustancia que se supone previene las caries, en realidad no hace nada para prevenir las caries. De hecho, la vitamina D ha demostrado ser significativamente más eficaz en la prevención de caries sin los efectos secundarios extremos. En lugar de dañar su cuerpo, la vitamina D limita el riesgo de casi todo lo que hace el consumo de fluoruro.

De acuerdo con las cifras más recientes, más del 72 por ciento de los estadounidenses beben agua tratada con flúor. ¿No es de extrañar que las tasas de enfermedades cardiovasculares están por las nubes? Tal vez lo más preocupante es el hecho de que el fluoruro ni siquiera previene las caries, que es la misma razón por la que los legisladores han presionado para mantenerlo en el suministro público de agua a pesar de los vínculos con la enfermedad mortal. Incluso si el fluoruro previene las caries, ¿valdría la pena los efectos adversos?

El flúor debe ser eliminado por completo de los suministros internacionales de agua, ya que es una amenaza para la salud pública. Hasta que la legislación adecuada se logre, es vital la adquisición de un filtro de agua de alta calidad que elimine el fluoruro para la perseverancia de la salud de usted y su familia.