En 2021 el Jerusalem Post ya comunicó que el ejército israelí había librado la primera "guerra de inteligencia artificial" de la historia, mencionando varias herramientas algorítmicas (1).
israel
Ahora en Gaza asistimos a los primeros bombardeos diseñados expresamente por inteligencia artificial para causar el mayor número posible de víctimas civiles, según una investigación conjunta de los medios israelíes Local Call y +972 (2).

Entre los algoritmos destacan "Gospel" y "Fire Factory", destinados a optimizar las operaciones militares. Mientras que "Godspel" apunta a las zonas más relevantes para un ataque dentro de un perímetro determinado, "Fire Factory" optimiza los planes de ataque de aviones y drones en tiempo real, calculando la cantidad de munición necesaria, asignando objetivos y determinando el orden óptimo de los ataques.

Aclaración: en inglés "Gospel" (Godspel, "Habsora") significa "palabra de dios". Si el algoritmo ordena bombardear es siguiendo un mandato divino.

El uso de estas tecnologías explica el intenso ritmo de los bombardeos. El ejército israelí afirma haber atacado 15.000 objetivos en los primeros 35 días de bombardeos. El algoritmo "Godspel" habría sido particularmente eficaz, generando objetivos automáticamente a un ritmo rápido, como reconoció el propio ejército sionista en un comunicado difundido a principios de noviembre.

Los propios miembros de los servicios de inteligencia israelíes indican una intención deliberada de causar el máximo de víctimas civiles. Con carácter previo la inteligencia calcula el número de víctimas civiles y luego el mando militar aprueba unos ataques que han masacrado a 16.000 civiles palestinos.

En un artículo publicado a finales de junio en el medio israelí YNet, el antiguo jefe de estado mayor del ejército israelí, Aviv Kochavi, explicó que, durante las operaciones militares de 2021, la mitad de los objetivos sugeridos por los algoritmos informáticos habían sido atacados. Debido a la frecuencia con la que el algoritmo sugiere nuevos objetivos para los bombardeos, los oficiales de inteligencia comparan el proceso con "una fábrica que genera operaciones de bombardeo" (3).

"Nada sucede por casualidad. Cuando una niña de 3 años es asesinada en una casa en Gaza, es porque alguien en el ejército decidió que no era gran cosa que la mataran, que era un precio que valía la pena pagar para golpear [a otro] objetivo. No somos Hamás. Estos no son misiles aleatorios. Todo es intencional. Sabemos exactamente cuántos daños colaterales hay en cada casa", explica una fuente de la inteligencia israelí a los periodistas.

Varias fuentes han confirmado un enfoque deliberadamente dirigido a causar el mayor número posible de víctimas civiles. Su número es calculado y conocido de antemano por los servicios de inteligencia. Así saben exactamente, incluso antes de realizar un ataque, cuántos civiles morirán.

Notas

(1) https://www.jpost.com/arab-israeli-conflict/gaza-news/guardian-of-the-walls-the-first-ai-war-669371
(2) https://www.972mag.com/mass-assassination-factory-israel-calculated-bombing-gaza/
(3) https://www.ynetnews.com/magazine/article/ry0uzlhu3