Un hombre que estaba desaparecido fue retirado con la ayuda de un helicóptero desde la copa de un árbol tras horas de aislamiento. Las inundaciones que afectan el norte de Uruguay han desplazado a más de 600 personas, desatando la acción de la Fuerza Aérea del país.

Un helicóptero de la Fuerza Aérea Uruguaya (FAU) fue asignado a una misión para ubicar a los desaparecidos tras un fuerte temporal que afectó la región norteña de Uruguay. En diálogo con Sputnik, el director de Relaciones Públicas de la FAU, mayor Gerardo Tajes, contó que las víctimas rescatadas presentaban principio de hipotermia.
© Fuerza Aérea Uruguaya

"El primer helicóptero que mandamos no pudo sobrevolar la zona debido a las condiciones climáticas. El segundo helicóptero tuvo que dar una vuelta grande porque la tormenta seguía, pero logró llegar. Rescataron a un señor de 58 años desde la copa de un árbol de unos cuatro metros y ya estaba hacía muchas horas aislado, estaba débil y se preocupaba por un familiar que ya habían rescatado, pero él no lo sabía", contó.
© Fuerza Aerea Uruguaya
Más de 600 personas fueron desplazadas por las inundaciones en Artigas, al norte de Uruguay
La situación se encuentra actualmente bajo control debido a que se interrumpieron las lluvias. Según Tajes, el río sigue creciendo, pero de forma más gradual, por lo que la corriente empezó a reducirse. A causa de esto, probablemente no haya más desplazados.
© Fuerza Aerea Uruguaya
En 24 horas llovió más que lo esperado para un mes al norte de Uruguay
"Lo bueno es que no llovió en Brasil, porque cuando llueve allí el agua baja después hacia Uruguay. Pero ahora llovió solo en lado uruguayo y ya paró. De cualquier forma, el Ejército sigue trabajando en el terreno y la FAU está a la disposición", afirmó el mayor.
© Fuerza Aerea Uruguaya
Edificios enteros se quedaron sumergidos en las inundaciones al norte de Uruguay
© Fuerza Aerea Uruguaya
Una parte de la ciudad de Artigas, en Uruguay, completamente inundada
De acuerdo con el Instituto Uruguayo de Meteorología (Inumet), en tan solo 24 horas llovió más de lo esperado para todo el mes en la región norteña del país.