Traducido por el equipo de sott.net
Dramatic official aerial maps showed the eruption cloud over Tonga after the Hunga-Tonga-Hunga-Ha'apai volcano erupted (pictured, satellite images of the volcanic eruption in the Pacific Ocean on Saturday)

Dramáticos mapas aéreos oficiales mostraron la nube de erupción sobre Tonga después de que el volcán Hunga-Tonga-Hunga-Ha'apai entrara en erupción (en la foto, imágenes de satélite de la erupción volcánica en el Océano Pacífico el sábado)
Australia se ha convertido en la quinta nación en emitir una alerta de tsunami después de que un volcán submarino en el Océano Pacífico causara estragos en Tonga.

La Oficina de Meteorología emitió una alerta urgente de que las olas peligrosas comenzarán a afectar a Australia a partir de las 21.45 horas del sábado.

Un tsunami sacudió Tonga, haciendo que sus habitantes huyeran aterrorizados para salvar sus vidas mientras las olas se estrellaban contra las casas y las cenizas volcánicas llovían desde el cielo.


Se advirtió a los lugareños de que salieran del agua y se trasladaran a terrenos más elevados desde lugares tan lejanos como Fiyi, ya que las casas de la pequeña nación del Pacífico Sur fueron arrastradas por la crecida del torrente.



Comentario: Obsérvese cómo hay un relámpago a las 0:27, justo cuando entra en erupción otro respiradero. Esto se debe a un diferencial de carga eléctrica entre la nube de cenizas, que son restos de la erupción que ahora están más arriba en la atmósfera, y el material recién salido de la erupción, que acaba de estallar ¡desde el interior del planeta!


Australia se unió a Tonga, Nueva Zelanda, Fiyi y Samoa Americana en la emisión de alertas de tsunami tras la "violenta" erupción del volcán Hunga-Tonga-Hunga-Ha'apai, a 30 km del archipiélago de Tonga.

La advertencia australiana era para una vasta franja de la costa desde el sur de Queensland hasta Tasmania, con la amenaza para el continente centrada en los cursos de agua donde podrían producirse inundaciones costeras.

Pero el BoM (Bureau de Meteorología) dijo que las evacuaciones en el continente australiano "no son necesarias".



A tsunami has struck Tonga sending terrified locals fleeing for high ground as huge waves crashed over roads and into homes (pictured, tsunami waves begin to overwhelm coastal homes in Tonga on Saturday)

Un tsunami ha golpeado a Tonga, enviando a los lugareños aterrorizados a refugiarse en terrenos elevados mientras las enormes olas se estrellan contra las carreteras y las casas (en la imagen, las olas del tsunami comienzan a abrumar a las casas de la costa de Tonga el sábado)
Todas las zonas costeras de Nueva Gales del Sur están en alerta, junto con Sandy Cape hasta Point Danger en el sur de Queensland, Lakes Entrance hasta 60 millas náuticas al este de la isla de Gabo en Victoria y desde la punta norte de la isla de Flinders hasta South East Cape en Tasmania.

Varios territorios australianos en alta mar se encuentran bajo una amenaza más grave, como la isla de Lord Howe, la isla de Norfolk y la isla de Macquarie.

Se trata de "avisos de tierra", lo que significa que se aconseja a los residentes que se alejen 1 km de la costa".


"Se recomienda encarecidamente a los habitantes de las zonas de alerta terrestre que se desplacen un kilómetro hacia el interior o que se dirijan a terrenos elevados a una altura de al menos 10 metros sobre el nivel del mar", rezaba un comunicado del Bureau de Meteorología (BdM).

En el continente australiano la gente se aconseja a la gente que no entre en el agua.

Se confirmó que una "violenta" erupción volcánica submarina ocurrida a las 17:10 hora local del sábado fue la causa del tsunami, que arrolló casas, edificios, vallas, carreteras y coches en Tonga unos 20 minutos después.


Los lugareños pidieron a la gente que "rezara por nosotros", ya que la erupción fue comparada con "bombas que estallan", seguidas por el tsunami que llega a la costa.


Una afortunada superviviente contó el horror de ver cómo se derrumbaba la casa de su vecino cuando estaba sentada con su familia para cenar.

Otro hombre reveló cómo huyó desesperadamente del torrente creciente mientras llevaba a su abuela al tejado de su casa.

El volcán pudo oírse a miles de kilómetros de distancia y provocó alertas en Nueva Zelanda, Fiyi y Samoa Americana.


Unas dramáticas imágenes mostraron cómo enormes olas llegaban a la costa de las islas pobladas del archipiélago de Tonga horas después de la erupción.

El Servicio Meteorológico de Tonga emitió la alerta de tsunami para la isla principal de Tongatapu el sábado por la noche mientras las sirenas sonaban en la capital, Nukuʻalofa.



También se informó de la caída de ceniza volcánica en Nukuʻalofa.


Una mujer local, Mere Taufa, estaba preparando la cena para su familia cuando la mayor erupción sacudió su casa.

"Fue enorme, el suelo tembló, nuestra casa temblaba. Llegó en oleadas, mi hermano pequeño pensó que estaban explotando bombas cerca", dijo Taufa a stuff.co.nz.

Dijo que la casa se llenó rápidamente de agua y vio cómo las paredes de la casa de un vecino eran arrastradas por el agua.

"Se oían gritos por todas partes, gente gritando por seguridad, para que todo el mundo llegara a terrenos más altos".

Otro hombre se salvó por poco llevando a su abuela al tejado de su casa de Nuku'alofa.

Tevita Sailosi dijo que estaban en shock cuando escucharon la explosión.

"Hemos oído gritos, la gente ha ayudado en lo que ha podido. También hemos oído algunos cantos, así que eso nos ha levantado un poco el ánimo. Sólo esperamos que todo el mundo esté a salvo ahí fuera", dijo.

Mientras el peligro inicial disminuye, ahora hay serias preocupaciones humanitarias, ya que los refugios instalados para albergar a los residentes desplazados "se quedan sin comida".

Una persona que vio cómo el complejo de la Alta Comisión de Nueva Zelanda quedaba bajo el agua dijo que un joven apareció empapado sin saber qué había pasado con su familia tras huir del tsunami.

Las advertencias de emergencia en Tonga ordenaron a los lugareños que se trasladaran urgentemente a terrenos más altos.

El volcán Hunga-Tonga-Hunga-Ha'apai entró en erupción el viernes enviando escombros, cenizas y gases a 20 kilómetros de altura.

La erupción sumió a las principales islas del país en la oscuridad el viernes.

Pero el caos del sábado provino de una segunda erupción mucho mayor.

Se encuentra a unos 30 kilómetros al sureste de la isla de Fonuafo'ou, en Tonga, y ha entrado en erupción varias veces en las últimas semanas.

La erupción también provocó alertas de tsunami para Fiyi y Samoa Americana, que están a 804 y 936 kilómetros de Tonga.

En Fiyi, el Departamento de Recursos Minerales advirtió a la población de que "se mantuviera alejada del agua y de las playas".

Un hombre escribió en las redes sociales: "Vivimos en Kolomotu'a, cerca del océano, así que ya nos hemos ido y estamos en nuestros coches saliendo, pero hay tráfico en todas las carreteras".

"Por favor, reza por nosotros, como una familia y por la seguridad".

Un grupo estadounidense de observadores de tormentas calificó las imágenes, que rápidamente se hicieron virales en Internet, como "una de las erupciones volcánicas más violentas jamás captadas por satélite".