El criminal aguardaba a que las menores entraran en el ascensor, donde él ya las estaba esperando.
child adult
© unsplash.com
Foto ilustrativa
Un tribunal de la región rusa de Cherepovéts ha condenado a un hombre que violó a tres menores de edad en los años 2004 y 2005, y que era buscado desde entonces por las fuerzas de seguridad. Después de asaltar a sus víctimas, el acusado siempre las llevaba a su casa, informa el Comité de Investigación regional de Rusia.

Según precisan los investigadores, las víctimas del violador, cuyo nombre no fue revelado, tenían 8, 10 y 17 años. En todos los casos el hombre repitió el mismo esquema: aguardaba a que las menores entraran en el ascensor, donde él ya las estaba esperando.

Una vez atrapada la víctima, el delincuente subía con ella al piso superior, donde la agredía sexualmente. Se precisa que, después de cometer el delito, el maníaco acompañaba a las menores a sus apartamentos antes de huir del lugar.

El violador fue condenado a 21 años de prisión según los artículos 131 y 132 del Código Penal ruso sobre violación y actos violentos de carácter sexual, respectivamente.