Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Un oso pardo de la subespecie gris mató a un cazador en un parque nacional en Alaska, dijo el Servicio de Parques Nacionales el martes.
A grizzly bear in Alaska.
© ISTOCK
Un oso pardo en Alaska.
El cazador, que estaba en un viaje de caza de alces de 10 días con un amigo, murió el domingo en el Parque Nacional y Reserva de Wrangell-San Elías, un parque de 13,2 millones de acres en la parte este del estado junto al Yukón en Canadá.

La identidad del cazador no ha sido revelada en espera de una investigación, según el parque.

No se informó de otras lesiones.

No se aclararon de inmediato más detalles sobre el ataque mortal ni información sobre si los funcionarios estaban buscando al oso.

Es el primer ataque mortal de oso conocido en la historia del parque, que se estableció en 1980, dijo el parque en un comunicado.

El parque nacional fue designado por el presidente Jimmy Carter en 1980. Wrangell-San Elías había sido previamente designado por el presidente como un monumento nacional.

Los osos negros y los grises se encuentran en todo el parque, que también tiene una de las mayores concentraciones de ovejas Dall en América del Norte, alrededor de 13.000, según el sitio web del parque.