Traducido por el equipo de SOTT.net en español

A pocas semanas del final de la temporada de esquí en Suiza, el número de muertes por avalancha de esta temporada es ya de un nivel inusualmente alto.
Deadly avalanche in Greppon Blanc on 20 March 2021

Avalancha mortal en Greppon Blanc el 20 de marzo de 2021
La media anual de personas atrapadas en avalanchas en los últimos 20 años es de 177. Este invierno se han visto afectadas 296 personas, lo que supone un aumento del 67%. 215 (73%) de los aludes de esta temporada fueron provocados por personas, frente a una media de 113 en las últimas 20 temporadas.

En el mismo periodo de 20 años se perdió una media de 18 vidas en accidentes de aludes por temporada de esquí. Hasta finales de marzo de 2021, 27 personas habían muerto en avalanchas esta temporada de invierno, un 50% más que una temporada media.

11 de las muertes se produjeron entre esquiadores de travesía y 16 entre esquiadores libres. La región de los 4 Valles, que incluye Verbier, fue la más mortífera. Allí se produjeron siete (26%) de las muertes por avalancha de la temporada.

Según el Instituto de Investigación de Nieve y Avalanchas de la WSL, una fina y frágil capa de nieve, que cayó a gran altura en otoño, hizo que la nieve futura fuera inestable. Además, el derretimiento y la congelación de la nieve vieja a lo largo de una temporada con grandes oscilaciones de temperatura aumentaron el riesgo de desprendimiento de las capas gruesas de nieve.