Medios británicos contradicen lo publicado por medios rusófobos como el diario El País.
Nikolai Glushkov

Nikolai Glushkov
Recientemente las relaciones diplomáticas entre Reino Unido y Rusia se han visto afectadas por el envenenamiento de un ciudadano ruso, exespía de los servicios secretos británicos. Tras este suceso el gobierno del Reino Unido acusó a Rusia de estar detrás del suceso sin aportar pruebas y expulsó a 23 diplomáticos rusos, una medida que fue respondida con una acción espejo desde Moscú.

Varios días después saltó la noticia de la muerte en extrañas circunstancias del socio de un oligarca ruso afincado en Londres, Nikolai Glushkov y medios como EL PAÍS se apresuraron en decir que la policía estaba investigando el suceso como un posible asesinato tras revelarse en la autopsia que murió por "presión en el cuello".

Sin embargo, el diario británico Daily Mail ha publicado hoy una exclusiva que tumba la versión publicada por medios rusófobos como el mencionado diario del grupo PRISA. Según detallan, la policía cree ahora que el ciudadano ruso pasó la noche anterior a su muerte con su amante, una joven amante llamada Denis, y murió estrangulado con un collar de perro mientras practicaba sexo extremo, según sugieren en el citado medio británico.

Además en el articulo el periodista James Fielding detalla que la policía no vio indicios de que la puerta de la casa de Glushkov haya sido forzada, lo que refuerza la teoría de que conocía a su asesino, si es que fue asesinado, cosa de la que también se duda.