Este lunes, el Departamento del Tesoro de EE.UU. ha vuelto a introducir las restricciones económicas contra Teherán que habían sido levantadas en el marco del acuerdo nuclear iraní. El organismo ha añadido a más de 700 personas y compañías iraníes a una 'lista negra'.
Pompeo
© EFE
El secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, durante una rueda de prensa en Washington.
"La Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro de Estados Unidos (EE.UU) ha introducido sanciones contra más de 700 personas, entidades, aviones y buques", reza un comunicado en el sitio web del organismo.


Entre otros, la lista de restricciones incluye:
  • La Organización de Energía Nuclear de Irán (AEOI, por sus siglas en inglés), sus 23 subsidiarias e individuos asociados
  • Más de 50 bancos iraníes y sus filiales en el extranjero y domésticas
  • La aerolínea Irán Air y sus 67 aviones
  • Las empresas Líneas Marítimas de la República Islámica de Irán (IRISL), la Compañía Nacional Iraní de Buques Tanqueros (NITC), sus 23 subsidiarias e individuos asociados y sus 122 buques
El objetivo de la medida

La medida representa "una presión económica sin precedentes" por parte de Estados Unidos contra Teherán para "negociar el acuerdo global que impedirá a Irán de forma permanente la adquisición de un arma nuclear y el cese del desarrollo de los misiles balísticos de Irán".
"El régimen iraní tiene una opción: hacer un giro de 180 grados, renunciando a su curso ilegal y portarse como un país normal o enfrentar el derrumbe de su economía", ha indicado el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo. "Esperamos que el nuevo acuerdo con Irán sea posible, pero hasta que Irán no tome medidas para cumplir las 12 condiciones, de las que yo hablé en mayo, nos mantendremos firmes ejerciendo presión", ha reiterado.
Exclusiones de la lista

En ese contexto, Pompeo, ha declarado que los países como China (incluso Taiwán), la India, Italia, Grecia, Japón, Corea del Sur y Turquía quedarán exentos temporalmente de las sanciones de EE.UU. contra Irán impuestas este lunes. Pompeo ha afirmado que dichos países recibieron exenciones temporales "en respuesta a circunstancias específicas y para garantizar un mercado petrolero bien abastecido".

Por su parte, el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, ha afirmado que EE.UU. permitirá que la Unión Europea continúe la realización de algunas transacciones humanitarias y comerciales con Irán a pesar de las restricciones. "Hay ciertas transacciones que pueden seguir haciéndose, ya sean transacciones humanitarias o un comercio específico en las cuentas restringidas", ha comunicado.

En ese contexto, el presidente de EKAI Center, Adrian Zelaia, destaca el papel negativo de EE.UU. en el comercio internacional. Según el experto, el control financiero y las represalias del país norteamericano provocan que varias empresas apuesten por no meterse en la disputa y pongan fin a sus negocios con Teherán.

Trump restaura las sanciones antiiraníes

El anuncio se produce poco después de que la Administración Trump comunicara que va a volver a introducir todas las sanciones económicas contra Teherán que habían sido levantadas en el marco del acuerdo nuclear iraní de 2015.
  • El Plan de Acción Integral Conjunto, conocido como el acuerdo sobre el programa nuclear iraní, fue firmado el 14 de julio de 2015 por Irán y los mediadores internacionales del Grupo 5+1 (Reino Unido, China, Francia, Rusia, EE.UU. y Alemania).
  • A cambio del compromiso de Teherán de no desarrollar ni adquirir armas nucleares, la UE y EE.UU. acordaron levantar las sanciones internacionales contra el país persa.
  • No obstante, en mayo de 2018 Donald Trump anunció el abandono por parte de EE.UU. del dicho acuerdo.