El presidente venezolano aseguró que tendrá más mercados en donde pueda vender el crudo de su país.

maduro
© Reuters / Carlos Barria
Nicolás Maduro
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, dijo este viernes que un posible bloqueo de todos los barcos que comercializan el petróleo de su país tendría consecuencias "catastróficas", a propósito de las sanciones financieras que aplicó Estados Unidos a las operaciones de la petrolera estatal PDVSA.

Maduro se mostró desafiante al asegurar que "siempre tendrá mercados" para el crudo venezolano que en buena parte venían comercializando en Estados Unidos.

Frente a la posible designación de una directiva en Citgo, la filial de PDVSA en Estados Unidos, por parte del jefe de la oposición, Juan Guaidó, a quien el gobierno de Donald Trump reconoce como presidente interino, Maduro advirtió que tendrá consecuencias legales.