Michel Cohen, exabogado de Donald Trump, testificará este miércoles bajo juramento al Congreso federal que el actual presidente de Estados Unidos es un fraude y un tramposo que ha mentido a su país sobre aspectos de su campaña electoral.

former Trump attorney Michael Cohen

El ex abogado de Donald Trump, Michael Cohen
"Estoy avergonzado de haber colaborado en esconder los actos ilícitos del señor Trump, en lugar de haberle hecho caso a mi conciencia. Es un racista, un fraude y es un tramposo", se lee en el testimonio de Cohen que este miércoles repetirá bajo juramento ante el Comité de Supervisión y Reforma Gubernamental de la Cámara de Representantes del Congreso federal estadunidense.

En las 20 páginas del testimonio que fueron filtradas a los medios de comunicación antes de que se presentara a los legisladores, Cohen revela que el 1 de agosto de 2017, ya siendo presidente, Trump le reembolsó un cheque de su cuenta personal por 35 mil dólares, por el pago que había hecho a su nombre a la actriz de cine para adultos, Stormy Daniels, para que durante la campaña presidencial de 2016 se quedará callada sobre las relaciones sexuales que sostuvo con el millonario magnate de la industria de la construcción.

"Fue un candidato presidencial que sabía que Roger Stone estaba hablando con Julian Asange sobre los planes de WikiLeaks, para dar a conocer los correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata", se lee en otra parte del testimonio de Cohen.

El mandatario estadunidense ha negado de manera enfática haber pagado con su dinero el silencio de Daniels, y haber tenido conocimiento de los planes del Asange, fundador de WikiLeaks, sobre los correos electrónicos que afectaron en 2016 la campaña presidencial de la candidata demócrata, Hillary Clinton, a quien derrotó en los comicios presidenciales de noviembre de 2016.

Las declaraciones de Cohen, implicado judicialmente en el escándalo conocido como Rusiagate, se dan a conocer en el momento que Trump se reúne en Vietnam con el líder norcoreano Kim Jong-un.

Cohen, quien está cooperando con el fiscal independiente del Departamento de Justicia, Robert Mueller, para determinar si la campaña de Trump se coludió con los rusos para socavar las elecciones de 2016, o si el presidente cometió el delito de obstrucción de justicia, ofreció al Comité legislativo otros documentos que contradicen aún más al mandatario sobre su papel en el caso Rusiagate.

"Espero que mi presencia hoy aquí, mi declaración de culpabilidad, y mi trabajo con las agencias de la aplicación de la ley sean pasos hacia la redención que restauren la fe en mí y ayuden a este país a entender mejor a nuestro presidente", subraya Cohen en su testimonio.

Tal vez en prevención de lo que sabían ocurriría este miércoles en el Capitolio, la Casa Blanca emitió este martes un comunicado de prensa en el que descalifica a quien fuera el abogado de confianza de Trump.

"Es de risa que alguien dé certeza a la palabra de un mentiroso convicto como Cohen, es patético que le den otra oportunidad para esparcir sus mentiras", señalo Sarah Hucakabee Sanders la vocera de la Casa Blanca.