Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Cientos de miles de personas del sur y el este de China se enfrentan a la escasez de agua potable como consecuencia de meses de escasas precipitaciones, según el gobierno central.
China drought
© Getty Images
Los agricultores y los expertos temen que la sequía pueda dañar las cosechas.
El Ministerio de Recursos Hídricos dijo el jueves que más de 500.000 hectáreas de tierra cultivable se habían visto afectadas por la sequía, dejando a 330.000 personas en zonas rurales sin un suministro suficiente de agua potable.

Desde octubre, las precipitaciones en las regiones al sur del río Yangtze han sido entre un 50% y un 80% inferiores a lo normal, dijo.

Alrededor de 2,4 millones de personas de las provincias de Zhejiang, Guangdong y Fujian se han visto ya afectadas por la sequía, y la preocupación aumenta en Guangxi, Hunan y Yunnan, según el Ministerio.

En Taizhou (Zhejiang), los habitantes del condado de Sanmen se enfrentan a la peor sequía de los últimos 50 años, según un reportaje de la cadena estatal CCTV.

Las autoridades locales han ordenado que se corte el suministro de agua a los hogares en días alternos, y se ha ordenado a los negocios no esenciales que utilizan grandes cantidades de agua que suspendan sus operaciones.

En las zonas rurales, el agua potable se distribuye a los residentes en camiones de bomberos y se están excavando nuevos pozos para aumentar el suministro.

Chen Yun, que vive en Sanmen, dijo que nunca había visto una sequía semejante.

"Este año es muy, muy especial", dijo este hombre de 30 años en una entrevista. "Aquí nunca nos había faltado agua en invierno".

Lea la noticia completa en inglés aquí