El joven podría estar sufriendo un brote psicótico.
menor,arranca los ojos,conserje,hotel,Tarragona, España
© EFE
Patrulla de los Mossos.
Los Mossos d'Esquadra han detenido esta madrugada a un menor de edad por, presuntamente, intentar matar al vigilante de un hotel en la localidad costera de Cambrils (Tarragona) al que ha herido de gravedad en el rostro y los ojos. Según algunos medios, habría sufrido un ataque psicótico que llevó a agredir también a su madre y a algunos huéspedes del hotel en el que tuvieron lugar los hechos.

Lo más escabroso del caso es que el joven, de 17 años, arrancó los ojos a la víctima y después intentó arrebatarle el arma reglamentaria a uno de los agentes que acudió hasta el hotel. Al llegar al establecimiento, los mossos encontraron al trabajador tendido y sus ojos tirados por el suelo, ha explicado 'La Vanguardia'. El agreso, por su parte, estaba «alterado y agresivo» por lo que fue trasladado a un centro de Barcelona para estabilizarlo.

En estos momentos, el trabajador atacado está ingresado en el Hospital Joan XXIII de Tarragona, donde permanece en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) con «pronóstico grave». Asimismo, el supuesto agresor está bajo custodia policial a la espera de lo que determine la Fiscalía de Menores, han informado los Mossos, que han abierto una investigación por una presunta tentativa de homicidio.

Según informa el 'Diari de Tarragona', las otras personas agredidas serían la madre del chico, una amiga de la familia y otro cliente del hotel. Los hechos ocurrieron antes de la medianoche, cuando el joven golpeó primero a la madre en un brote de agresividad. Vista su actitud, la madre pidió ayuda y llegaron otras personas, entre ellas, el vigilante que acabó gravemente herido.