Imagen
© Reuters
Los pelícanos han sido trasladados a un zoológico en la capital regional de Barnaul
Una bandada de pelícanos rosados africanos ha sorprendido a los siberianos. Las aves, que cubrían su ruta migratoria, se desviaron de su curso natural, mucho más al sur, debido al tiempo anormalmente cálido que soporta Rusia, informa Europa Press.

«Me fui a casa temprano por la mañana y ¡qué espectáculo!», ha comentado a Reuters Vladimir Pyagin, un residente de la pequeña aldea de Suslovo, en la región de Altai. «Cuando me acerqué, me di cuenta de inmediato que eran pelícanos ... Todo el mundo en el pueblo empezó a tratar de atraparlos para salvarlos de los perros que les perseguían».
Los residentes lograron la captura de cuatro de los pájaros exóticos, que han sido trasladados a un zoológico en la capital regional de Barnaul, a 200 km al noreste de Suslovo. Los otros tres integrantes de la bandada se dieron a la fuga. La organización Russia's Bird Conservation ha explicado que los pájaros migran de vuelta a su África natal desde la vecina Kazajstán.

«Estamos ante un caso único. Algunos informes sugieren que los pelícanos volaron hasta aquí hace más de 100 años», ha explicado el jefe del sindicato Alexei Ebel.

Rusia, famosa por su crudo invierno, está batiendo récords de calor en noviembre, con temperaturas en torno a 5 grados centígrados en Altai, por ejemplo. En otras partes del país, ha habido notificaciones sobre cómo los osos y los erizos han retrasado la hibernación.