Además de la condena de cárcel, a Germán Abraham Loera Acosta y sus cómplices se les ordenó el pago de 500.000 pesos (26.000 dólares) en concepto de reparación de daños.
Germán Loera, conocido 'youtuber' mexicano.
© fiscalia.chihuahua.gob.mx
El conocido 'youtuber' mexicano Germán Abraham Loera Acosta y otros cinco hombres fueron sentenciados a 50 años de prisión, tras se hallados culpables del secuestro de la abogada Thania Denisse Medina.

Los otros condenados fueron Jassiel Omar Molina Ceballos, Jesús Adrián Mendoza Pérez, Edgar René Subías Rubalcaba, Jesús Arnulfo Ochoa Martínez y Juan Alfonso Puerta Holguín, que eran parte de "una banda de secuestradores", informó la Fiscalía de Chihuahua.

El hecho ocurrió el 28 de febrero de 2018, en la ciudad de Chihuahua, al noroeste de México. Según la Fiscalía, Subías y Mendoza secuestraron a la mujer en la calle Segunda y Mariano Irigoyen y la obligaron a subirse a un vehículo en el que la llevaron a una casa, ubicada en la calle Dolores de Aldaco.

Ochoa y Puerta se encargaron del cuidado de la víctima durante el cautiverio; mientras que Molina hizo las llamadas a la familia para exigir el pago por el rescate de la secuestrada.

De acuerdo a las investigaciones, Germán Loera, quien en redes sociales ofrecía servicios como conferencista en temas de desarrollo empresarial, era "el líder de la banda criminal".

El conocido 'youtuber' "rentó la casa donde tuvieron a la víctima y exigió el pago del rescate por la cantidad de dos millones de dólares en conversión a la criptomoneda bitcóin", dice la Fiscalía en su texto.

Unos días después del secuestro, el 2 de marzo, policías de la Unidad Antisecuestros lograron rescatar a la víctima y detener a cuatro de los delincuentes. Ese mismo día detuvieron a un quinto implicado y el 6 de marzo fue aprehendido el último delincuente en participar.
Banda de secuestradores
© fiscalia.chihuahua.gob.mx
Banda de secuestradores liderada por el 'youtuber' mexicano Germán Loera.
Además de la condena de prisión, a los integrantes de esta banda se les ordenó el pago de 500.000 pesos (26.000 dólares) en concepto de reparación de daños.