El mandatario aseguró que, como presidente de EE.UU., no permitirá que eso suceda.
Donald Trump
© Leah Millis / Reuters
El presidente de EE.UU., Donald Trump.
Tras el reciente notificación de verificadores de datos de Twitter, que sostienen que son falsas las afirmaciones del presidente de EE.UU., Donald Trump, al alegar en dos tuits que las papeletas de votación por correo serán "sustancialmente fraudulentas", el mandatario acusó este martes a la red social de reprimir la "libertad de discurso".

"Twitter está interfiriendo en las elecciones presidenciales del 2020. Dicen que mi declaración sobre las votaciones por correo, que llevarán a una corrupción y fraude masivos, es incorrecta", escribió Trump.

El presidente asegura que la notificación se basa en una supuesta "verificación de hechos" publicados por la cadena CNN, a la cual ha acusado de difundir noticias falsas, y del diario estadounidense Washington Post.


"Twitter está sofocando completamente la libertad de discurso, y yo, como presidente, ¡no permitiré que eso suceda!", concluyó el mandatario.

Verificación de hechos

La notificación muestra un signo de exclamación azul bajo la publicación en la red social e insta a los lectores a obtener más información al respecto. Al hacer clic en la etiqueta se abre una nueva página de noticias sobre el tema, incluyendo información de los verificadores de hechos que desacreditan el reclamo.

De este modo, Twitter vigila la información errónea o falsedades que se difunden a través de la red social. En este caso, la notificación responde a dos tuits de Trump, emitidos en las últimas 24 horas, donde cuestiona la legitimidad de las papeletas de voto por correo.


Comentario: No, de este modo Twitter no vigila la información errónea, de este modo Twitter vigila que la narrativa sea la que ellos desean. Incluso a nosotros nos ha tocado sentir la "verificación de errores" de las redes sociales:



Los enlaces llevan a los usuarios a una página que señala: "Trump afirmó falsamente que los votos por correo llevarían a 'una elección amañada'. Sin embargo, los verificadores de hechos indican que no hay evidencia de que las boletas de correo estén relacionadas con el fraude electoral".