Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Un oso negro atacó a cuatro personas de edades comprendidas entre los 50 y los 90 años y dañó un coche de policía el viernes en el centro de Japón antes de ser abatido a tiros, según la policía y otras autoridades locales.
Asian black bear

Oso negro asiático
Un hombre de 95 años y una mujer de 63 años resultaron gravemente heridos en sendos ataques del oso negro asiático en Hakusan, prefectura de Ishikawa, el viernes por la tarde.

Dos cazadores varones, de 57 y 72 años, sufrieron heridas leves tras encontrarse con el animal más tarde, dijo la policía.

Antes de estos incidentes, un coche de policía resultó dañado cuando el oso chocó contra el vehículo por detrás y pinchó uno de los neumáticos con sus garras. La policía estaba patrullando la zona después de recibir un informe por la mañana de que el animal había sido visto en un centro comercial de la ciudad.

Después de su asalto al vehículo, el oso huyó a una casa donde los cazadores le dispararon.

Según la policía, el oso medía 1,3 metros de largo y pesaba más de 100 kilogramos.

El gobierno de la prefectura de Ishikawa elevó su alerta sobre el oso al nivel más alto la semana pasada, por primera vez en 10 años, tras los informes de varios testigos oculares del animal.

Los últimos ataques de osos ocurrieron en un área con campos y casas, a unos 6 kilómetros de la estación de JR Matto.

"Da miedo. Pensé que no nos encontraríamos con ningún oso porque estamos lejos de las montañas", dijo una mujer de unos 40 años.

Los osos negros son los únicos osos salvajes en la isla principal más grande de Japón, Honshu, donde se encuentra la prefectura de Ishikawa, mientras que los osos pardos más grandes habitan en la isla principal más septentrional del país, Hokkaido.