Traducido por el equipo de Sott.net

Un "ciclón bomba" ha provocado el estado de emergencia en la ciudad californiana de Sausalito, después de que las lluvias torrenciales provocaran hasta 250 mm de lluvia en la región, causando desprendimientos, daños materiales y cortes de electricidad.
A pedestrian walks on a flooded street on
© JUSTIN SULLIVAN/GETTY IMAGES
Un peatón camina por una calle inundada el 24 de octubre de 2021, en Kentfield, California. Un "ciclón bomba" ha provocado el estado de emergencia en la ciudad californiana de Sausalito, después de que los aguaceros torrenciales arrojaran hasta 254 mm de lluvia intensa en la región, provocando desprendimientos de lodo y más.
Una potente combinación de fuertes lluvias que caen sobre terrenos despojados de árboles por los incendios forestales del verano ha provocado "daños generalizados por la tormenta" en Sausalito.

La ciudad emitió una declaración de emergencia, que decía: "Las condiciones de peligro extremo para la seguridad de las personas y la propiedad ahora existen en la ciudad de Sausalito causadas por eventos de tormenta significativos que resultan en inundaciones generalizadas, una rotura de la red de agua, daños a la propiedad, árboles y líneas eléctricas caídas, el desplazamiento de las personas que viven en el campamento de tiendas de campaña Marinship Park, y los cortes de energía en toda la ciudad".



Aunque las nubes de tormenta que se avecinan fueron bienvenidas por algunos, que deseaban poner fin a los devastadores incendios forestales californianos de este año, los efectos del llamado "ciclón bomba" han resultado desastrosos.

El jefe de la rama de operaciones de previsión de la NOAA, Greg Carbin, dijo el viernes a Newsweek que el tiempo húmedo de la tormenta era "una lluvia muy necesaria".

Sin embargo, el evento meteorológico extremo ha llevado ahora a la oficina del Servicio Meteorológico Nacional de Sacramento a emitir una advertencia de "lluvia potencialmente histórica."

Un comunicado en el sitio del Centro de Predicción del Tiempo (WPC) del servicio, emitido el domingo por la noche, hora del Pacífico, decía:
"Una fuerte tormenta justo al oeste de la costa noroeste del Pacífico impactará en la costa oeste durante los próximos días. Por lo tanto, el WPC ha emitido un Alto Riesgo de lluvias excesivas sobre las montañas de Sierra Nevada hasta el lunes por la mañana".

"Se esperan inundaciones repentinas significativas y potencialmente mortales con la tormenta. Algunas áreas que normalmente no experimentan inundaciones repentinas se inundarán".

Mark Chenard, del WPC, dijo a Sky News que el "río atmosférico que barre el norte de California" ha arrojado hasta 10 pulgadas en algunas partes del Estado.