Traducido por el equipo de Sott.net

Anteriormente, 21WIRE informó sobre una increíble entrevista que tuvo lugar entre el editor de Inside the Vatican, Robert Moynihan, y el arzobispo Carlo Maria Viganò sobre una toma de poder global actualmente en curso, llevada a cabo por poderosos actores financieros e ideológicos, y con graves consecuencias para el futuro de la humanidad en caso de que esta nueva élite internacional tenga éxito en sus designios.
Vigano
© Unknown
Carlo Maria Viganò • El Gran Reinicio
Esta semana, el arzobispo Viganò volvió a dirigirse al mundo, esta vez llamando a la creación de una nueva "Alianza Antiglobalista" para contrarrestar lo que describe como un "golpe de estado global" dirigido a los gobiernos e instituciones bajo el pretexto de una supuesta pandemia global, y comercializado bajo la agenda "Reconstruir mejor" del Foro Económico Mundial que actualmente impulsan las principales potencias mundiales como Estados Unidos, la UE, el Reino Unido, Canadá, Australia y muchas otras.

En su discurso en vídeo, el arzobispo de Roma, de 80 años de edad, hizo un llamamiento a los miembros de la fe cristiana para que se unan "bajo la Cruz de Nuestro Señor Jesucristo, el único Rey y Salvador", con el fin de luchar contra el establecimiento de un insidioso "Nuevo Orden Mundial".

Vea el discurso completo del Arzobispo Carlo Maria Viganò aquí: (en inglés)


Viganò procede a denunciar a los "agentes del cambio" incrustados en el gobierno, la judicatura, los principales medios de comunicación, las instituciones y las fundaciones, seducidos por las ganancias financieras, el estatus y la afirmación social. Describe cómo la agenda busca escenificar una serie de crisis globales para consolidar su poder y control sobre las ramas ejecutiva, legislativa y judicial del gobierno de las partes interesadas en el plan global.

Viganò dijo:
"Hoy una emergencia sanitaria, mañana una emergencia ecológica, y después una emergencia de Internet. Es una guerra mundial, en la que los enemigos somos todos nosotros [...] Es una guerra que se libra no con armas, sino con reglas ilegítimas, políticas económicas perversas y limitaciones intolerables de los derechos naturales".
También describió la actual toma de posesión globalista como un intento para:
"Centralizar el poder, para establecer una dictadura planetaria. Es el Gran Reinicio del Foro Económico Mundial y la (Agenda) 2030 de las Naciones Unidas".