Traducción de socialismo21.net

La era Trump empieza -con geopolítica y geoeconomía- como una teleserie de melodramas inminentes e impredecibles.
© desconocido
He documentado la estrategia del gurú de la política exterior de Trump, Henry Kissinger, para hacer frente al formidable trío de integración de Eurasia -Rusia, China e Irán- con el clásico Divide y Vencerás. Esta estrategia tiene como objetivo: seducir a Rusia para alejarla de su asociación estratégica con China, mientras se hostiga al eslabón más débil del trío; Irán.

De hecho eso es lo que ya se está llevando a cabo, con las altisonantes declaraciones, de los miembros del gabinete de Trump, durante sus audiencias en el Senado de Estados Unidos. Ahora, imitando la política de Nixon con China, diseñado por Kissinger, hoy las distintas facciones del tankland imperial están entusiasmados con las posibilidades de contener al menos a una de las naciones "potencialmente dispuestas contra América".

Kissinger y el Dr. Zbig., autor del "Gran Tablero de Ajedrez", son los dos principales titiriteros de Occidente en el ámbito geopolítico. En oposición a Kissinger, la política exterior de Obama, cuyo mentor fue Brzezinski (fiel a su rusofobia) propuso un divide y vencerás centrada en seducir a China.

Sin embargo, después de examinar mis argumentos, un influyente hombre de negocios de Nueva York, cercano a los discretos señores del Universo, no sólo expresó una mordaz valoración de los titiriteros ; además ofreció detalles de cómo una nueva normalidad ha sido expuesta por los Masters of Universe directamente a Trump. Vamos a llamarlo Mr. "X".

El reloj no se detiene en China

Mr. "X" comienza por hacer algo que "los conectados con el estado profundo" de USA (Deep State) nunca se atreven a decir en público:
"Es importante no atribuir demasiada importancia a Kissinger o Brzezinski; son meras fachadas para los que toman las decisiones y su trabajo es cubrir las decisiones con una pátina de intelectualidad. Su influencia es relativamente poca. Yo uso sus nombres en alguna ocasión ya que no puedo usar los nombres de los que realmente toman las decisiones".
Esta es la opinión de Mr. "X" para una nueva normalidad:
"Trump fue elegido con el apoyo de los Masters para escorarse hacia Rusia. Los Masters tienen herramientas en los medios de comunicación y el mantenimiento de la campaña de difamación contra Rusia muestra que Brzezinski sigue sosteniendo que la influencia global de Estados Unidos depende de la cooperación con China".
El propósito es amenazar a Rusia a cooperar para que coloque sus fichas en la mesa de negociación de Trump. Es la tradicional martingala del policía bueno y del policía malo. Donald es retratado como el poli bueno que quiere buenas relaciones con Rusia, y el Congreso, los medios de comunicación y Brzezinski son los policías malos. Todo para ayudar a Trump en las negociaciones con Rusia, pues esperan que Putin vea en una posición 'precaria' a su amigo y esté dispuesto a hacer concesiones importantes".

Y eso nos lleva a cómo Taiwán -y Japón- entraron en el juego:
"Donald mostró cierta inclinación a Rusia, hablando con los taiwaneses. Esto en apariencia fue la expresión de un cambio importante. También decidió acusar a Japón, como un depredador contra la industria de Estados Unidos, con un ataque bien merecido a Toyota. Entonces, los Masters pidieron moderación por miedo a que el ataque a Japón fuera visto como una provocación".
Como Kissinger lo ha prescrito China debe estar bajo control:
"Los Masters han decidido reindustrializar los Estados Unidos y quieren recuperar los puestos de trabajo que hay en China. China puede limitarse a construir un coche para cada trabajador chino convirtiéndose en un productor más grande que la UE, Estados Unidos y Japón juntos, pero esta nación deberá mantener la riqueza en su propio país ".
¿Y por qué llegar a un acuerdo con Rusia?
"Rusia es un país de inmensos recursos naturales con un gigantesco complejo industrial militar (siendo esta última la única razón por la que se la respeta en secreto) que por el momento apenas puede exportar recursos naturales y equipos militares. Los Masters quieren que vuelvan los empleos deslocalizados en México y Asia, incluyendo Japón, Taiwán, etc., esto explica el ataque de Trump a Japón. La razón de fondo es que los EE.UU. han perdido el control de los mares y no podemos asegurar los componentes militares durante una guerra importante. Esto es lo que importa ahora, esta es la historia que hay tras bambalinas ".
En unas pocas palabras Mr. "X" explica el cambio en el ciclo económico:
"Los Masters han hecho dinero con la transferencia de las industrias a Asia y Wall Street ganó dinero con las bajas tasas de interés sobre los dólares reciclados por los déficits comerciales. Pero ahora, la cuestión es estratégica; van a ganar dinero con el regreso de las industrias y disminuyendo las inversiones en Asia mientras reconstruimos el tejido productivo aquí, en Estados Unidos".
Mr."X" es un admirador de la estrategia comercial de Henry Ford; ésta es su clave para entender un tema crucial: la defensa nacional. De acuerdo con Mr. "X":
"Ford duplicó los salarios a sus trabajadores e hizo más dinero que cualquier otro fabricante. La razón fue que un salario digno era psicológicamente bueno para la productividad en sus fábricas de automóviles, y sus trabajadores luego podían permitirse comprar sus propios coches. Ford reconoció que en la sociedad debe haber una distribución justa de la riqueza. Cuestión que Steve Jobs no entendió. La producción en masa de Henry fue una maravilla y finalmente esa capacidad instalada ganó la Segunda Guerra Mundial para los Estados Unidos. Amazon no aporta nada a la defensa nacional, es solo un servicio de marketing en Internet, Google sólo organiza mejor los datos. Con estas tecnologías no se construye un mejor misil o un submarino. Su aporte es marginal".
Es el Pentágono, estúpido

Entonces todo tiene que ver con la reorganización del Ejército de Estados Unidos. Mr. "X" hizo un punto aparte para referirse a un informe de la CNS citado en mi columna:
"Es muy importante lo que es invisible. Esto es porque estamos tecnológicamente varias generaciones detrás de Rusia en el desarrollo de la industria de las armas. Según el propio Brzezinski, ya no somos la primera potencia mundial".
Lo del Dr. Zbig. fue una investigación exhaustiva, un amplio análisis de cómo Rusia logró organizar las mejores fuerzas armadas del mundo. Y eso sin tener en cuenta el sistema de defensa de misiles S-500, que ahora se está extendiendo y que sella la totalidad del espacio aéreo ruso. Y la próxima generación - S-600 - ¿Será aún más potente?

Mr. "X" se aventura en el territorio tabú del "Estado profundo" y nos explica que Rusia, durante la última década, ha logrado dar un salto por delante de los EE.UU., "eclipsándola como la potencia militar más fuerte".

Sin embargo, el juego está lejos de terminar:
"Esperamos que el Secretario de Defensa James Mattis comprenda el nuevo escenario y que el Secretario Adjunto de Defensa avance en habilidades tecnológicas, capacidad de organización y visión para entender que las armas de la tercera guerra mundial son los misiles ofensivos y defensivos, los submarinos (y no el poder aéreo), los tanques y portaaviones".
Un realista, Mr. "X", admite que el status quo belicista neoconservador/neoliberalcom representado por la mayoría de las facciones del "Estado profundo" de los Estados Unidos -nunca abandonará una incesante hostilidad hacia Rusia. Pero él prefiere centrarse en el cambio:
"Tillerson deberá reorganizar el Departamento de Estado llevando la eficiencia de Exxon. Él y Mattis pueden no tener entrañas, pero si dicen la verdad el Senado puede no confirmarlos en sus cargos. Así que lo que dicen no significa nada. Pero tenga en cuenta esto sobre Libia para entender nuestra crisis. La CIA y el AFRICOM tenían el objetivo de conducir a China a una guerra en África. Ése fue uno de los secretos de nuestra intervención en Libia".
No funcionó; La OTAN/AFRICOM dejaron a Libia en un terreno baldío en manos de milicias yihadistas y todavía China sigue en África haciendo negocios.

Mr. "X" admite que "Siria e Irán son líneas rojas para Rusia. Igualmente el territorio de Ucrania desde el río Dnieper." Trump es plenamente consciente qué Moscú no permitirá ninguna cambio de régimen en Teherán. También es consciente que "las inversiones de China en el petróleo iraní y gas implican que China tampoco permitirá el derrocamiento del gobierno iraní por Washington."

Los movimientos en el tablero se ponen complicados cuando se trata de la OTAN; Mr. "X" está convencido de que Rusia "podría invadir Rumania y Polonia si los misiles estadounidenses no son sacados de Rumanía y se revoca el compromiso de misiles con Polonia. El problema no son los misiles defensivos, sin valor para los Estados Unidos, sino la posibilidad de cambiar estos misiles por armas nucleares ofensivas. Rusia no tolerará este riesgo. Creo que no serán objeto de negociación".

En contraste con la permanente propaganda de la "amenaza rusa" del Partido de la guerra de Estados Unidos, Moscú se centra en hechos reales desde la década de 1990; la ruptura territorial de Serbia, un aliado eslavo histórico; las naciones anexadas por la OTAN del Pacto de Varsovia, incluyendo ex repúblicas de la URSS, los intentos por anexar a Georgia y Ucrania; los complots estadounidenses con las revoluciones de colores; el fiasco "Assad debe irse" con un cambio de régimen forzado en Siria, la militarización de los salafistas-yihadistas; las sanciones económicas, la guerra en los precios del petróleo, las incursiones para desvalorizar el rublo; y finalmente el acoso sistemático de la OTAN.

Mr. "X", es plenamente consciente de estos hechos y añade:
"Rusia siempre ha querido la paz. Pero, posiblemente no va a jugar el juego de los Masters of the Universe que quieren presentar a Trump como el bueno y al Congreso, la CIA, etc. como los malos de la película. Es una táctica de negociación. Así lo ven los rusos. Ellos no consideran este circo como real".
El circo es sólo una ilusión. O un wayang -teatro de marionetas de Bali- como ya he sugerido. Mr. "X" avanza una interpretación al juego de sombras que tenemos por delante:
"Putin tiene varios meses para llegar a un acuerdo de distensión con Trump que permita una Ucrania oriental autónoma, un tratado de paz en Siria con Assad en su sitio y una retirada de las fuerzas de la OTAN de regreso a línea de defensa de la presidencia de Ronald Reagan."
¿Quién prevalecerá? ¿Los Maestros o el Estado profundo?