Una de cada tres personas que contraen esta enfermedad rara mueren.
Una niña de 12 años se somete a tratamientos agresivos por la bacteria comecarne
© MICHELLE BROWN / FACEBOOK
Una niña de 12 años se somete a tratamientos agresivos por la bacteria comecarne
Una niña de 12 años contrajo una bacteria "comecarne" que puede ser mortal si no se coge a tiempo. Según ha informado CNN, la familia de la pequeña estaba pasando unas vacaciones en la playa en Florida, cuando la menor enfermó.

Tras un día familiar en la playa, la niña se despertó con un dolor en la parte inferior de la pierna al que sus padres no dieron mucha importancia. "Todos pensamos que era un calambre", contó la madre. Al día, siguiente el dolor aumentó, y la pierna derecha de la menor comenzó a hincharse impidiendo a la pequeña caminar.

Ante los síntomas febriles de su hija, la familia acudió a un hospital. Los médicos confirmaron que la infección estaba siendo provocada por una 'fascitis necrotizante', una enfermedad bacteriana rara que se propaga por el cuerpo rápidamente y puede causar la muerte ya que se alimenta de la carne.

Intervenciones quirurgícas

La niña fue inmediatamente intervenida en un quirófano para intentar eliminar la infección de la pierna. "Se estaba moviendo muy rápidamente. Si no fuera por las respuestas rápidas y los tratamientos agresivos, no la tendría", explicó la madre de la menor.

Ahora, sus progenitores buscan fondos para pagar los gastos médicos derivados del tratamiento. Tras tres cirugías, la pequeña puede enfrentarse a más intervenciones y meses de terapia para poder caminar de nuevo.


Según los expertos, esta enfermedad rara puede ser causada por diferentes tipos de bacterias. Alguna de estas a menudo se encuentran en el agua y pueden entrar al cuerpo a través de una herida abierta. Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), una de cada tres personas que la contraen esta enfermedad mueren.

La gravedad del caso ha puesto en alerta a las autoridades, y CDC recomienda evitar pasar tiempo en cuerpos naturales de agua, jacuzzis o piscinas si tiene una herida abierta.