El Gobierno anunció que la alerta en el país se ha elevado a "urgencia atentado", el máximo nivel de sistema nacional antiterrorista.
Notre Dame en Niza
© Eric Gaillard / AP
Policías se encuentran cerca de la iglesia de Notre Dame en Niza, sur de Francia, el 29 de octubre de 2020.
Francia ha enfrentado últimamente una serie de ataques terroristas en varias partes de su territorio. Este jueves, el país europeo vivió una dura jornada en la que se reportaron atentados con armas blancas en las ciudades de Niza, Aviñón, Lyon, Sartrouville y en el Consulado francés de Arabia Saudita.

Ataque terrorista en Niza

Tres personas fueron asesinadas y varias resultaron heridas tras un ataque con arma blanca dentro de la Basílica de Notre Dame de Niza. Se sabe que una mujer de 70 años fue decapitada durante el ataque; el sacristán de la iglesia, de 45 años, fue asesinado a golpes en la garganta, y otra mujer de aproximadamente 30 años había logrado refugiarse en un café cercano antes de perder la vida.


El alcalde de Niza, Christian Estrosi, señaló que el sospechoso fue arrestado después de ser neutralizado por la Policía. El joven fue baleado por agentes antes de ser aprendido, recibió tratamiento médico en el acto y posteriormente fue trasladado a un hospital.


Atentado en Aviñón

Un hombre armado con un cuchillo habría intentado atacar a transeúntes en las calles de la ciudad francesa de Aviñón. Según reportes, el atacante gritaba "Allahu Akbar" mientras amenazaba a las personas. La Policía, que llegó al lugar, respondió abriendo fuego y abatió al sospechoso.

Apuñalamiento en un consulado francés

Un hombre fue arrestado este jueves tras atacar a un guardia de seguridad del Consulado de Francia en la ciudad de Yeda, Arabia Saudita. Según la agencia estatal del país árabe, citada por AP, el sospechoso habría utilizado una "herramienta afilada" para cometer la agresión y el empleado de la misión diplomática sufrió heridas leves.

Frustran atentados en Lyon y Sartrouville

En Lyon, un hombre armado con un "cuchillo largo" fue detenido por agentes horas después de la tragedia de Niza, informó el alcalde de distrito lionés de Perrache, Pierre Oliver. "¡Gracias a la Policía por su eficaz intervención que hizo posible evitar una nueva tragedia!", escribió el funcionario en Twitter.

Mientras tanto, oficiales franceses arrestaron también a un hombre en posesión de un cuchillo cerca de la iglesia de Saint-Martin, en la ciudad de Sartrouville. Según medios locales, el sospechoso fue detenido aproximadamente a las 13:00 (hora local) después de que supuestamente afirmara que tenía intenciones de imitar el ataque que tuvo lugar en la iglesia de Niza por la mañana.


Se eleva el nivel de alerta

En la tarde, el primer ministro de Francia, Jean Castex, anunció que la alerta en el país se ha elevado a "urgencia atentado", el máximo nivel de sistema nacional antiterrorista en Francia, llamado Vigipirate. Además, advirtió que "la respuesta del Gobierno será firme, implacable e inmediata".

Mientras tanto, Emmanuel Macron viajó a Niza y convocó a un Consejo de Defensa y Seguridad Nacional que se llevará a cabo el viernes. El mandatario adelantó que aumentará el número de militares involucrados en operaciones antiterroristas en Francia para proteger sitios clave del país, como lugares de culto y escuelas.

De esta manera, el número de tropas desplegadas en el territorio nacional como parte de la Operación Centinela pasaría de 3.000 a 7.000 soldados.

En la misma línea, el ministro del Interior, Gérald Darmanin, pidió a los prefectos que reforzaran la vigilancia de los lugares de culto y cementerios "para prevenir cualquier acto que podría cometerse por imitación". También solicitó la movilización de la Policía municipal y contactar con todos los responsables de los lugares de culto para "identificar los sitios más sensibles".

Escalada de tensión

Los incidentes se producen días después del hallazgo del cadáver del profesor Samuel Paty, que murió decapitado a mediados de octubre en la comuna de Conflans-Sainte-Honorine, ubicada en los suburbios noroccidentales de París, porque supuestamente mostró caricaturas de Mahoma en una de sus clases.

En ese entonces, el presidente Emmanuel Macron calificó el crimen como un "atentado terrorista islamista", lo que desató varios enfrentamientos verbales con el mandatario de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, quien aseguró este lunes que los musulmanes que viven en Europa se enfrentan a una "campaña de linchamiento similar a la de los judíos antes de la Segunda Guerra Mundial".


Asimismo, el primer ministro de Pakistán, Imran Khan, acusó este domingo al presidente de Francia de "atacar al islam", luego de que el jefe del Elíseo prometiera luchar contra el "separatismo islámico" y defendiera la publicación de las caricaturas de Mahoma.

Por otra parte, los ataques perpetrados durante esta jornada se produjeron en medio de las festividades de Mawlid, una celebración musulmana que este año estaba prevista para el 28 y 29 de octubre, y en vísperas de la celebración católica del Día de Todos los Santos, el 1 de noviembre.

Además, se ha asegurado que en todos los incidentes de este jueves, los agresores gritaron "Allahu Akbar" (Alá es grande, en árabe).

Reacciones internacionales
  • A pesar de las recientes confrontaciones entre Erdogan y Macron, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Turquía condenó "enérgicamente" el ataque de Niza. "Está claro que quienes han cometido un ataque tan salvaje en un lugar de culto sagrado no pueden inspirarse en ningún valor religioso, humano o moral", agregó la institución a través de un comunicado, expresando su "solidaridad con el pueblo francés frente al terrorismo y la violencia".
  • El presidente ruso, Vladímir Putin, también dirigió un telegrama a su homólogo francés expresando sus condolencias por las trágicas consecuencias de los ataques. "La lucha contra el terrorismo internacional requiere una verdadera unión de esfuerzos de toda la comunidad mundial", destacó el mandatario.

  • Por su parte, el portavoz del Vaticano, Matteo Bruni, comentó que "este es un momento de dolor en un período de confusión. El terrorismo y la violencia nunca pueden aceptarse". Asimismo, informó que el papa está al tanto de la situación y reza "para que el querido pueblo francés reaccione unido al mal con el bien".
  • El primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, aseguró estar "en estado de 'shock'" y agregó que su país "está al lado de Francia en la lucha contra el terrorismo y la intolerancia". De igual manera, la canciller de Alemania, Angela Merkel, expresó su solidaridad con la nación francesa y manifestó estar "profundamente conmovida por los crueles asesinatos en una iglesia en Niz

  • El presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli, expresó su pesar ante lo sucedido. "Este dolor lo sentimos todos en Europa. Tenemos el deber de unirnos contra la violencia y contra aquellos que buscan incitar y propagar el odio", escribió en Twitter.