Cientos de personas han salido a las calles de la ciudad italiana al grito de "si lo cierras, lo pagas".
© EPA/ANSA
Enfrentamientos entre policía y manifestantes en el centro de Nápoles en protestas por el toque de queda.
Noche de viernes muy tensa en Nápoles. La policía se enfrentó a cientos de jóvenes que salieron a las calles de la ciudad italiana para protestar contra el toque de queda nocturno decretado en la región de Campania para frenar la nueva ola de coronavirus. Hacia las 23.00 horas, inicio del toque de queda vigente hasta las 05.00 horas, varios centenares de personas, la mayoría jóvenes, quemaron contenedores y lanzaron proyectiles contra los agentes antidisturbios en el centro de la ciudad.

Después de años volvieron a verse en Italia escenas de guerrilla urbana, que según los medios locales fue insuflada por la Camorra, la mafia local, y los "centros sociales" de talante anarco-izquierdista. Al llegar frente a la sede del Gobierno regional, los manifestantes que usaban las mascarillas para esconder todo el rostro, espetaron al presidente, Vincenzo De Luca: Tú nos cierras, tú nos pagas. La policía tuvo que lanzar gases lacrimógenos que inundaron de humo las estrechas calles de la ciudad, derivando en escenas surrealistas y llenando de drama la primera noche nacional de toques de queda.


Comentario: "Nápoles contra el encierro: "¡Libertad, libertad, libertad!" También se están llevando a cabo protestas en Salerno, Nocera y otras ciudades de Campania.


La partidocracia enquistada en Italia sigue la agenda globalista de los psicópatas elitistas. Tiene mucho más sentido que sean agentes de la mafia de los partidos estatales los que generan violencia en las manifestaciones, para desviar todo reclamo justo de la sociedad.

Para que el mandato de destruir la sociedad y la economía continúe su marcha, la partidocracia y socios deben redoblar la propaganda y desinformación mediática (como ejemplo, este artículo de ABC), seguir inflando los números para dar la ilusión de que existe una segunda ola de Covid, además de aplicar Estado de sitio (declarados o aplicados ilegalmente) logrando mantener encerrados a los gobernados como en un simulacro de campo de concentración, simultáneamente criminalizando y disciplinando a todos los disidentes, y utilizando agentes para reventar cualquier manifestación contra la agenda globalista.

Información relacionada:

Gobierno de España estudia decretar otro estado de alarma ilegal en todo el país para imponer el toque de queda



Protesta en Nápoles,manifestación contra toque de queda,manifistación napolitanos,infiltrada,violentos,Libertad,Libertad,Libertad

Protesta en Nápoles
Italia,manifestación contra toque de queda,Libertad,Libertad,Libertad
© DPA
La drástica medida se produjo tras la alarma lanzada el viernes por 100 científicos que han escrito al presidente de la República, Sergio Mattarella, y el jefe del Gobierno, Giuseppe Conte. "Hay que asumir medidas urgentes y drásticas en los próximos dos o tres días", reza su misiva. En referencia a los argumentos que aducen que no se puede bloquear la actividad económica, los científicos aseguran que "tomar medidas eficaces ahora sirve precisamente para salvar la economía y los puesto de trabajo". "Cuanto más tiempo se espere, las medidas deberán ser más duras, durar más tiempo y producir en consecuencia un impacto económico mayor".

Pérdidas millonarias

Varios organismos han estimado que un toque de queda nacional solo para los bares y el sector gastronómico causará pérdidas por 1.300 millones de euros y los sindicatos están negociando con la patronal una difícil prorroga del bloqueo de los despidos que dure hasta marzo de 2021.

Las cifras del Instituto Superior de Sanidad del viernes arrojaban 19.143 nuevos contagios en las últimas 24 horas y un índice de contagio del 9,4% por cada 100 Pcr y casi un 150% de positivos cada 100.000 habitantes. Se trata de cifras mejores que las de otros países de la UE, pero que en Italia están aumentando de una manera exponencial: en tres días se ha pasado del 7,5% al 9,4% del viernes. Las Uci presentan un índice de ocupación del 18% que, según el ISS alcanzará el 70% o el 80% a final de mes, es decir en una semana. En Milán han reabierto este viernes un hospital para tratar el covid levantado en abril en la antigua feria de la ciudad.

Las manifestaciones fueron convocadas en las redes sociales para desafiar el toque de queda impuesto en esta región, al igual que en Latium, región de Roma, y en Lombardía, donde se ubica Milán.