Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Las condiciones climáticas adversas que han golpeado a Irlanda durante meses han provocado problemas "graves" en la cosecha anual de patatas y podrían provocar una escasez nacional, advierten los expertos.
Ireland potato
© AFP/Getty Images
Foto de archivo
Según RTÉ, el constante clima húmedo ha provocado que hasta ahora sólo se haya recolectado el 30% de la cosecha nacional, con el temor de que se produzcan grandes pérdidas si Irlanda no se ve afectada por un prolongado período de sequía, ya que el suelo húmedo puede hacer que las patatas se pudran en el suelo.

Si la situación no se rectifica rápidamente, los agricultores podrían perder beneficios y podría haber una grave escasez de patatas irlandesas disponibles para comprar en todo el país.

Las lluvias en el noreste del país, donde se cultiva la mitad de la cosecha nacional, experimentaron lluvias que duplicaron el promedio mensual en agosto y septiembre, y esto ha dado como resultado que sólo un pequeño porcentaje de las cosechas sean recolectadas.

Thomas McKeown, agricultor de Navan, habló con RTÉ sobre el preocupante impacto de las lluvias en los cultivos, admitiendo que hasta ahora sólo ha podido recoger el 10% de sus cosechas y que es probable que el problema se extienda por todo el país.

El suelo húmedo también ha impedido la siembra de la cosecha invernal de cebada, ya que es casi imposible arar y sembrar en el terreno pantanoso.

Lea el artículo completo en inglés aquí