Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Un mes de lluvia cayó sobre las cosechas de Brassica en Lincolnshire en un solo día la semana pasada; los productores de las principales áreas de producción están evaluando el daño y el impacto en los consumidores.
Muddy field in Lincolnshire

Muddy field in Lincolnshire
Un portavoz de la Asociación de Productores de Brassica dijo que "en un año normal se esperan unos 50 mm de lluvia para todo el mes de junio. La semana pasada, las cosechas en espera de ser cosechadas fueron inundadas con hasta 80 mm de lluvia en un solo día. Algunas explotaciones registraron el equivalente a 3 meses en una semana. Esto ha convertido los campos en pantanos, creando condiciones de pesadilla para los equipos de cosecha. El personal luchó a través del barro, hasta un pie de profundidad, para cosechar cosechas y cumplir órdenes".

"Los agricultores están acostumbrados a lidiar con el clima, pero las condiciones de la semana pasada estaban muy por encima de lo que estamos acostumbrados", explicó el portavoz de la Asociación.

Se prevén más lluvias esta semana y, aunque el riesgo inmediato de inundaciones se ha reducido, los campos permanecerán totalmente inundados mucho después de que haya cesado la lluvia y la cosecha de los cultivos seguirá siendo un verdadero desafío.
MUDDY
La cosecha no es la única actividad que se ve afectada; ahora nos encontramos en una etapa crítica en la siembra de cultivos para la cosecha en invierno y primavera de 2020 y el impacto de las recientes lluvias podría tener un efecto sobre la disponibilidad futura.

El portavoz dijo que los productores están trabajando estrechamente con los clientes para mantenerlos informados sobre la situación y lo que pueden esperar a través de los suministros. Lincolnshire produce alrededor del 30% de todas las verduras a escala de campo cultivadas en el Reino Unido y fue el más afectado por las condiciones climáticas'freak'.

El año 2019 contrasta con el 2018, cuando se hablaba de sequía y falta de lluvia. "No hay duda -dijo el portavoz- de que en los últimos años se están observando patrones climáticos mucho más volátiles, lo que se suma a las exigencias del cultivo de productos de alta calidad".