Bienvenido a Sott.net
lun, 14 jun 2021
El Mundo para la Gente que Piensa

La Ciencia del Espíritu
Mapa

Eye 2

Cómo cambian los sueños bajo el autoritarismo

Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Cuando los nazis llegaron al poder, la escritora Charlotte Beradt comenzó a coleccionar sueños. ¿Qué aprendió?
The dreams Germans had

Los sueños que tenían los alemanes mientras los nazis estaban en el poder revelan los efectos que el régimen tenía en el inconsciente colectivo.
Poco después de que Hitler llegara al poder, en 1933, una mujer de treinta años de Berlín tuvo una serie de sueños extraños. En uno de ellos, su barrio había sido despojado de sus carteles habituales, que fueron sustituidos por carteles que enumeraban veinte palabras prohibidas; la primera era "Señor" y la última "Yo". En otro de sus sueños, la mujer se encontró rodeada de trabajadores, entre ellos un lechero, un gasista, un quiosquero y un fontanero. Se sintió tranquila, hasta que vio entre ellos a un deshollinador. (En su familia, la palabra alemana "deshollinador" era un código para las S.S., un guiño a la ropa negra del oficio). Los hombres blandieron sus billetes y realizaron un saludo nazi. Luego corearon: "No se puede dudar de tu culpabilidad".

Estos son dos de los setenta y cinco sueños recogidos en "The Third Reich of Dreams," un libro extraño y apasionante de la escritora Charlotte Beradt. Ni estudio científico ni texto psicoanalítico, "The Third Reich of Dreams" es un diario colectivo, un relato de un testigo sacado de las sombras de una nación y llevado a la luz forense. El libro salió a la venta en Alemania en 1966; dos años más tarde se publicó una traducción al inglés, realizada por Adriane Gottwald, pero desde entonces está descatalogado. (A pesar del continuo interés de las editoriales, nadie ha podido encontrar al heredero de Beradt, que tiene los derechos). Pero el libro merece ser revisado, no sólo porque hoy vemos ecos del populismo, el racismo y el gusto por la vigilancia que formaban parte de la época de Beradt, sino porque no hay nada parecido en la literatura del Holocausto. "Estos sueños -estos diarios de la noche- fueron concebidos independientemente de la voluntad consciente de sus autores", escribe Beradt. "Les fueron, por así decirlo, dictados por la dictadura".

Comentario: La autora del artículo tiene un claro sesgo contra el autoritarismo de derechas, no sólo por el libro que reseña, sino por sus propias inclinaciones políticas. Pero es probable que los sueños contemporáneos de la sociedad occidental reflejen ahora un temor al autoritarismo de izquierdas si es cierto que "los sueños [son] el único ámbito de expresión libre que perdura cuando la vida privada cae bajo el control del Estado".


Brain

Un nuevo estudio revela las bases cerebrales de la psicopatía

Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Según un estudio finlandés, la estructura y la función de las áreas cerebrales implicadas en las emociones y su regulación están alteradas tanto en los delincuentes psicópatas como en los individuos que, por lo demás, funcionan bien y tienen rasgos de personalidad asociados a la psicopatía.
Brain basis for psychopathy
© University of Turku
La psicopatía es un trastorno de la personalidad que se caracteriza por un comportamiento antisocial persistente, una empatía deteriorada y rasgos audaces, desinhibidos y egoístas. Sin embargo, rasgos antisociales similares también son comunes, aunque menos pronunciados, en personas que están bien psicológica y socialmente. Es posible que las características relacionadas con la psicopatía formen un continuo en el que sólo las características extremas conduzcan a un comportamiento violento y delictivo.

El estudio de colaboración del Turku PET Center, el Karolinska Institutet y el Hospital psiquiátrico para presos en Finlandia examinó la estructura del cerebro y su función, de prisioneros psicópatas y voluntarios sanos. La estructura cerebral se midió con imágenes de resonancia magnética. Los participantes también vieron películas violentas y no violentas mientras se monitorizaba su actividad cerebral con imágenes de resonancia magnética funcional.

Rose

Novelas románticas, una invaluable fuente de valores humanos - SRN en español

Esta semana hicimos un desvío de nuestra temática usual y nos adentramos en una sorprendente fuente de valores sobre las interacciones entre los seres humanos.
radio sott
© Sott.net
El mundo de hoy parece haber entrado casi por completo en una decadencia de historias. Las historias que más tienen difusión a nivel global, a través de la TV y el cine, se han convertido en herramientas para impulsar conceptos políticos e ideológicos.

Esto genera una carencia gigantesca de verdad en la expresión creativa de la humanidad. Sin embargo, escondidas dentro de este mar de basura, nos encontramos con el trabajo de varias autoras, las cuales llevan décadas escribiendo historias simples, pero completamente humanas, con las que cualquiera de nosotros puede establecer un vínculo profundo.

No sólo esto, sino también encarnan valores que escasean de sobremanera el día de hoy. Valores como el honor, el respeto, la sinceridad, el deber, etc.

Ante esta escasez, y dentro del contexto estresante y abrumador de nuestro planeta, tal vez uno de los mejores ejercicios que podemos realizar para mantener nuestra salud mental y emocional es permitirnos hacernos partícipes de estas historias románticas con valores claros a los que podemos aspirar.


Arrow Up

Tenemos muchos más que cinco sentidos: aquí se explica cómo aprovecharlos al máximo

Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Todos conocemos la frase "cuerpo sano, mente sana". Pero esto no se refiere sólo a la forma física y la fuerza muscular: para tener una mente sana, necesitamos también unos sentidos sanos. Afortunadamente, hay muchas pruebas de que podemos entrenar nuestros sentidos para mejorar no sólo el uso de nuestro cuerpo, sino también la forma en que pensamos y nos comportamos, además de cómo nos sentimos.
hand in field
Atrapados como estamos en nuestras propias "burbujas perceptivas", puede ser difícil apreciar no sólo que otras personas perciben las cosas de forma diferente, sino que nosotros también podemos hacerlo, si nos esforzamos un poco.

Pero si queremos aprovechar al máximo el uso y la mejora de nuestros sentidos para mejorar nuestro bienestar, tenemos que tener en cuenta algo más que la vista, el oído, el gusto, el tacto y el olfato. El modelo de cinco sentidos de Aristóteles, desesperadamente anticuado, puede seguir siendo popular, pero subestima enormemente nuestra extraordinaria capacidad humana para percibir.

Propiocepción

La propiocepción, es decir, la percepción de la ubicación de las partes de nuestro cuerpo en el espacio, ha sido relativamente ignorada, pero es fundamental para tener confianza en el uso de nuestro cuerpo. Si ahora cierras los ojos y extiendes una pierna, gracias a este sentido sabes exactamente dónde está tu pierna. Para salir a correr o hacer ejercicio en el gimnasio y no caerse o lesionarse, se necesita un buen sentido de la propiocepción. Nuestro estilo de vida sedentario es una amenaza para este sentido (y los bloqueos de Covid-19 ciertamente no ayudaron). Pero trepar a los árboles, caminar por las vigas de equilibrio, sortear obstáculos, cruzar peldaños (que se pueden simular en casa, utilizando pequeñas alfombras colocadas en el suelo) son actividades que exigen una buena propiocepción, por lo que se entrena este sentido. Según una investigación dirigida por un equipo de la Universidad del Norte de Florida, este tipo de ejercicios no sólo mejora la coordinación física, sino también la memoria de trabajo.

Bulb

La sangre y el alma: Un ensayo de metagenética

Traducido por el equipo de SOTT.net en español

"Somos máquinas de supervivencia: vehículos robóticos programados ciegamente para preservar las moléculas egoístas conocidas como genes". Así habla Richard Dawkins en El gen egoísta. Su teoría de los genes egoístas, comentó en 1989, "se ha convertido en la ortodoxia de los libros de texto", porque no es más que "una consecuencia lógica del neodarwinismo ortodoxo, pero expresada como una imagen novedosa".
metagenics
La imagen es engañosa. Dawkins no cree literalmente que los genes sean entidades egoístas con voluntad de replicarse. Si lo fueran, serían como almas animadoras. En el mundo darwiniano en el que vive Dawkins, los genes no son almas, sino meras moléculas regidas por las leyes deterministas de la química. Y son el resultado de una serie de accidentes químicos a lo largo de millones de años, a partir de la primera proteína autorreplicante.

A pesar de las arrogantes afirmaciones de los científicos, la función de los genes sigue siendo muy misteriosa y está sobrevalorada. Si los genes hicieran lo que nos dicen los dawkinistas, seríamos un 99% idénticos a los chimpancés. No lo somos. A nivel químico quizás, pero no somos seres químicos. Somos seres espirituales. Obviamente, el hardware de la genética no explica la totalidad de nuestra herencia ancestral innata.

"La sangre" es el nombre que la gente daba a las cualidades espirituales que pasan de generación en generación, antes de que supieran nada del ADN. La idea es que somos seres genealógicos, tanto espiritual como físicamente. ¿Cómo funciona eso? ¿Tenemos un alma colectiva ancestral o racial? ¿Cómo explican la "sangre" o los "genes" el sentido de parentesco que constituye la base de las sociedades orgánicas -lo que Ludwig Gumplowicz llamó el "sentimiento singénico"?

Comentario: Ver también:


Bug

Los «virus mentales» creando guerreros de la justicia social

Traducido por el equipo de SOTT.net en español

Gad Saad, un psicólogo especializado en la aplicación de la biología evolutiva al estudio del comportamiento del consumidor, ha escrito un libro de gran valor y, además, es un libro que requirió gran valor para escribirlo. El libro está repleto de ideas interesantes, y aquí sólo tengo espacio para mencionar algunas de ellas.
mind virus
Lo que más me atrae del libro es que Saad tiene un giro filosófico y, como tal, se ocupa de los intentos de moda de negar la existencia de la verdad objetiva. Él dice:
El enfoque central de este libro es explorar otro conjunto de patógenos que son tan peligrosos [como los parásitos biológicos] para la condición humana: los patógenos parasitarios de la mente humana. Estos están compuestos por patrones de pensamiento, sistemas de creencias, actitudes y mentalidades que parasitan la capacidad de uno para pensar de forma adecuada y precisa. Una vez que estos virus mentales se apoderan de los circuitos neuronales, la víctima afectada pierde la capacidad de usar la razón, la lógica y la ciencia para navegar por el mundo. En su lugar, uno se hunde en un abismo de locura infinita que se define mejor por un alejamiento obstinado y orgulloso de la realidad, el sentido común y la verdad. (pág. 17)

Comentario: Ver también:


Info

Un nuevo estudio afirma que la hipnosis cambia la forma en que nuestro cerebro procesa la información

Traducido por el equipo de SOTT.net en español

En un nuevo estudio, investigadores de la Universidad de Turku demostraron que la forma en que nuestro cerebro procesa la información se altera fundamentalmente durante la hipnosis. La investigación ayuda a comprender cómo la hipnosis produce cambios en el comportamiento y las experiencias subjetivas de una persona hipnotizada.
Spiral Stairwell
© University of Turku
En un estado normal de vigilia, la información es procesada y compartida por varias partes de nuestro cerebro para permitir respuestas flexibles a los estímulos externos. Investigadores de la Universidad de Turku, Finlandia, descubrieron que, durante la hipnosis, el cerebro se reorientaba a un estado en el que las distintas regiones cerebrales actuaban de forma más independiente entre sí.
"En un estado de vigilia normal, las distintas regiones del cerebro comparten información entre sí, pero durante la hipnosis este proceso está como fracturado y las distintas regiones del cerebro ya no están sincronizadas de forma similar", describe el investigador Henry Railo, del Departamento de Neurofisiología Clínica en la Universidad de Turku.

Bulb

Los momentos icónicos de 'El Principito', mucho más que un libro infantil

La primera vez que alguien tiene en sus manos 'El Principito', el icónico libro del francés Antoine de Saint-Exupéry, la imagen del pequeño niño rubio sobre su famoso asteroide B 612 parece una simple historia infantil. Sin embargo, la breve obra encierra mensajes que trascienden edades y también décadas.
The little prince
© CC BY 2.0 / Yutaka Seki / jiboia's dinner
El escritor y aviador francés Antoine de Saint-Exupéry (1900-1944) publicó Le Petit Prince — nombre original en francés de El Principito — el 6 de abril de 1943. La novela corta se convirtió en su obra más famosa, y posiblemente la más especial: no casualmente el narrador es también un aviador, cuyo encuentro con el pequeño protagonista lo lleva a interminables reflexiones, que presenta a lo largo del viaje del Principito por la Tierra y el resto de los planetas que visita.

Brain

¿Una mente hecha de seda?

Traducido por el equipo de Sott.net en español

Las arañas parecen descargar las tareas cognitivas en sus telas, lo que las convierte en una de las especies con una mente que no está totalmente confinada en la cabeza.
graphic spider web books cognition
© Sin Eater/Quanta Magazine
Los pensamientos de una telaraña
Hace millones de años, unas cuantas arañas abandonaron el tipo de telas redondas que la palabra "telaraña" les evoca y empezaron a centrarse en una nueva estrategia. Antes, esperaban a que la presa quedara atrapada en sus telas y luego salían para recuperarla. Luego empezaron a construir redes horizontales para utilizarlas como plataforma de pesca. Ahora sus descendientes modernos, las arañas de tela de araña, cuelgan hilos pegajosos debajo, esperan a que los insectos pasen y se enganchen, y enrollan a sus desafortunadas víctimas.

En 2008, el investigador Hilton Japyassú solicitó 12 especies de arañas tejedoras de orbe recogidas en todo Brasil para pasar por esta transición de nuevo. Esperó a que las arañas tejieran una tela ordinaria. Entonces cortó sus hilos para que la seda cayera hasta donde los grillos vagaban por debajo. Cuando un grillo se enganchaba, no todas las arañas del orbe podían arrancarlo completamente, como lo hace una araña de telaraña. Pero algunas podían, y todas al menos empezaban a enrollarlo con sus dos patas delanteras.

Comentario: ¿O tal vez la cognición, a cualquier escala, se extienda a un conjunto mayor de información que se aprovecha a nivel de necesidad?


Info

Una fuga en la barrera hematoencefálica podría causar mala memoria

Traducido por el equipo de Sott.net en español

¿Has olvidado dónde dejaste las llaves? ¿Te has preguntado alguna vez dónde habías aparcado el coche? ¿O tienes problemas para recordar el nombre del nuevo vecino? Por desgracia, estas cosas parecen empeorar a medida que uno envejece. Una gran pregunta para los investigadores es dónde termina el olvido benigno y dónde empieza la verdadera enfermedad.
Blood Brain Barrier
© Getty Images
Las investigaciones demuestran que las fugas en la barrera hematoencefálica están asociadas al olvido en el envejecimiento.
Una de las claves para tener un cerebro sano a cualquier edad es tener una barrera hematoencefálica sana, una compleja interfaz de vasos sanguíneos que recorre el cerebro. Los investigadores revisaron más de 150 artículos para analizar qué ocurre con la barrera hematoencefálica a medida que envejecemos. Sus conclusiones se publicaron el 15 de marzo en Nature Aging.

Todavía se debate si los cambios en la barrera hematoencefálica alteran la función cerebral. Pero las investigaciones demuestran que la barrera hematoencefálica se filtra a medida que envejecemos, y que perdemos unas células llamadas pericitos.

"Resulta que se sabe muy poco sobre cómo envejece la barrera hematoencefálica", afirma el autor principal, William Banks, investigador de gerontología en la University of Washington School of Medicine y en el Veterans Affairs Puget Sound Health Care System. "A menudo es difícil distinguir el envejecimiento normal de la enfermedad temprana".

La barrera hematoencefálica, descubierta a finales del siglo XIX, impide la filtración no regulada de sustancias de la sangre al cerebro. El cerebro es un órgano especialmente sensible y no puede tolerar la exposición directa a muchas de las sustancias presentes en la sangre. Cada vez más, los científicos se han dado cuenta de que la barrera hematoencefálica también permite que muchas sustancias entren en el cerebro de forma regulada para satisfacer las necesidades nutricionales del mismo. También transporta moléculas informativas de la sangre al cerebro y bombea las toxinas fuera del cerebro. Un mal funcionamiento de la barrera hematoencefálica puede contribuir a enfermedades como la esclerosis múltiple, la diabetes y el Alzheimer.

Antes de que los científicos puedan comprender cómo este mal funcionamiento puede contribuir a las enfermedades del envejecimiento, necesitan entender cómo envejece normalmente una barrera hematoencefálica sana.