Imagen
© Miguel Gómez
Aspecto de una terraza del Paseo Marítimo de Cádiz el segundo lunes de agosto, a la hora del almuerzo.
(España) - Estamos ante el verano más fresco de los últimos 40 años. Eso ha tenido su reflejo en sectores como el de la hostelería, donde los bares y restaurantes han sufrido un descenso considerable en la ocupación de sus terrazas. Pero esto también tiene una incidencia clara en el consumo de electricidad de la ciudad durante esta época y la ausencia de calor ha hecho que la demanda de potencia ni siquiera se acerque a los mejores años en este sentido para la empresa Eléctrica de Cádiz.

En este sentido, la empresa semimunicipal ha hecho un análisis en el que se pone de relieve que el decremento en el pasado mes de agosto ha sido de un seis por ciento, de manera que se ha pasado de los 38,5 millones de kilovatios de 2013 a los 36,3 del actual.

En el mes de julio los parámetros fueron muy parecidos porque también hubo un descenso en el consumo de un 5,7 por ciento, de manera que de los 37 millones del año pasado se pasó a los 35 actuales.

Esta tendencia a la baja se viene repitiendo en los últimos años pese al leve repunte que hubo el año pasado, donde la cifra global de consumo aumentó en un uno por ciento. Hay que tener en cuenta que al descenso de las temperaturas que se ha producido en los últimos veranos hay que añadirle el largo período de crisis económica que se vive en todo el país, algo que se refleja en la capital gaditana en dos aspectos concretos: por un lado, hay una menor actividad económica y, por lo tanto, también se da un menor consumo. Por otra parte, los ciudadanos implementan las medidas de ahorro usando, por ejemplo, menos los aparatos de aire acondicionado o instalando aparatos y bombillas que consumen menos energía eléctrica.

Estos datos de consumo que han registrado los dos meses principales del verano suponen, a pesar de todo, un descenso menor al que se ha producido de media en la comunidad autónoma andaluza, donde la caída en el mes de julio se cifró en un 7 por ciento y en el de agosto llegó hasta un 12 por ciento.

El presidente de la empresa Eléctrica de Cádiz, José Blas Fernández, incidió que el menor consumo ha venido provocado "por las inusuales temperaturas que hemos tenido durante estos meses de verano". En este sentido, asegura que se han usado menos los aparatos de aire acondicionado pero advierte que "la caída del consumo en Cádiz es menor que la media andaluza porque la bajada en el segmento doméstico ha sido equilibrada por el sector servicios de la ciudad, que ha funcionado a pleno rendimiento".

El también teniente de alcaldesa delegado de Economía y Hacienda en el Ayuntamiento de Cádiz opina que estos datos coinciden con los de la ocupación de la zona azul de verano "donde ha habido un menor uso en la zona de playa pero se ha visto incrementada notablemente en el casco histórico". Por ello, Fernández añade que "los visitantes y los gaditanos han preferido el casco histórico a la zona de playas por el frío que hemos tenido, sobre todo por las noches".

Los consumos más altos se dieron en el año 2009, donde también hubo los mayores picos de demanda de potencia eléctrica. En la actualidad esos registro están muy lejos.