Imagen

Destructores Rusos en el Mar Caspio lanzan misiles cruceros hacia blancos terroristas en Siria, 7 de Octubre de 2015.
En nuestro programa de radio semanal del domingo pasado, comenté que la respuesta de los EE.UU. y sus aliados occidentales al lanzamiento por parte de Rusia de una guerra real contra el terrorismo en Siria ha sido en gran parte el silencio, silencio ensordecedor, algo parecido al reciente 'silencioso espectáculo' de Netanyahu en la ONU, sólo que aún más ensordecedor. Tan ensordecedor de hecho, que volvió al punto de partida y empecé a escuchar algo.

Al principio fue sólo un débil comentario con acento estadounidense, 'Rusia está haciendo que las cosas empeoren'. Pero rápidamente creció en fuerza al anunciar en Inglés con acento de la Reina, "ustedes saben que estamos bombardeando también al EI (Estado Islámico)!" Y en poco tiempo se había convertido en una mierda de cacofónica sin sentido sobre Rusia "matando a civiles inocentes en Siria" y, más recientemente, "peligrosamente invadiendo el espacio aéreo" de nuestro aliado de la OTAN, Turquía.

Aún así, fue, y es, solamente 'ruido y furia', debido a que el resultado final es que Estados Unidos ha tenido su engañosa 'guerra contra el terrorismo', llamada así de manera espectacular por parte de Rusia y no hay nada, y quiero decir nada, que los terroríficos autores intelectuales en Washington y Langley puedan hacer al respecto, sin llegar a declarar la guerra a Rusia. .

Las únicas declaraciones más o menos honestas sobre la decisión de Rusia sobre Siria por parte de Occidente han venido de una misma persona, el general estadounidense de la Fuerza Aérea, Philip Breedlove, jefe del Comando Europeo de Estados Unidos. En declaraciones el 28 de septiembre en una reunión de la 'German Marshall Fund' en Berlín - un think tank norteamericano (laboratorio de ideas) que conmemora el Plan Marshall, una iniciativa a través de la cual los EE.UU. obtuvieron el control económico sobre la mayor parte de Europa occidental después de la Segunda Guerra Mundial - Breedlove dijo que Rusia tenía instaladas "capacidades de defensa aérea muy sofisticadas / anti-acceso-prohibición de zona" (NT: Termino Militar: Anti-access/area denial, o A2/AD) que no estaban dirigidas hacia el Estado islámico, pero si "a algo más". Por supuesto, "algo más" aquí significa "bombas de la OTAN".

Imagen

General Breedlove: 'Se pueden hacer las cosas mal, excepto cuando nosotros las hacemos.'
En la misma reunión, Breedlove también dijo que la aviación estadounidense había comenzado a llegar a la base aérea de Diyarbakir, en el sureste de Turquía, a fin de contar con "una mejor recuperación de nuestros socios de la coalición en caso de que se necesite asistencia en Siria o Iraq". Esta fue una decisión inteligente y bien aconsejada, ya que cerca de 36 horas más tarde, un general ruso entró en la embajada de Estados Unidos en Bagdad y comunicó a un miembro del personal consular "el bombardeo empieza en una hora." Nunca sabremos si algunos de los operarios militares de la CIA/EEUU solicitaron frenéticamente una 'evacuación' de las inmediaciones de los campos de entrenamiento del EI o de las FSA en Siria antes que los misiles rusos los convirtieran en agujeros en el suelo, pero la idea de que lo puedan haber hecho es muy inspiradora.

La mayoría de quienes lean esto no tendrán dudas de haberse interiorizado de la verdad objetiva sobre la guerra liderada por Estados Unidos contra el terrorismo; que la misma no es más que una cobertura cínica de los EE.UU. a la expansión imperial, dirigida específicamente a 'contener' a Rusia como la única amenaza real a la hegemonía mundial de los EE.UU. Durante los últimos 70 años más o menos, esta hegemonía ha sido asegurada en gran medida a través del control de Estados Unidos sobre el petróleo del Medio Oriente, a través de la repetida intromisión por parte de los Estados Unidos en los asuntos de las naciones del Medio Oriente, llegando incluso a la realización de golpes de Estado y otros trucos sucios para desestabilizar la región. Al mismo tiempo, Washington gasta grandes cantidades de dinero y poder militar para controlar a otras naciones de todo el mundo e imponer una 'pax americana' que aseguraba que los EE.UU. estuvieran en la cima.

Hegemonía por diseño

Los EE.UU. son actualmente los mayores productores de petróleo del mundo, pero también son los mayores consumidores del mismo. Alrededor de la época de la Segunda Guerra Mundial, el consumo de petróleo en los EE.UU. comenzó a superar a la producción. Esa tendencia ha continuado desde entonces, lo que significa que los EE.UU. consumen todo el petróleo que producen, y consumen aproximadamente el doble de esta misma cantidad de nuevo. Asegurar y mantener una fuente abundante de hidrocarburos para el Imperio ha sido, por lo tanto, la principal prioridad para el Departamento de Estado de EE.UU.

Durante la Primera Guerra Mundial, cuando los 'Aliados' lucharon contra los poderes centrales de Europa, los británicos acordaron un tratado que hizo de las tierras de la Casa de Saud, en la actualidad Arabia Saudita, un protectorado británico. Después de la guerra y de la caída del Imperio Otomano, las potencias occidentales, en particular, el Reino Unido y Francia, dibujaron el mapa del Medio Oriente moderno y trataron de controlar los nuevos estados-nación y sus recursos. El estado de Arabia Saudita fue manipulado (NT: En el original: Gerrymandered, es un término de ciencia política referido a una manipulación de las circunscripciones electorales de un territorio, uniéndolas, dividiéndolas o asociándolas, con el objeto de producir un efecto determinado sobre los resultados electorales) y puesto bajo el control de Ibn Saud, el líder tribal de la 'Casa de Saud'.

Como era de esperarse, el petróleo fue descubierto en Arabia Saudita en 1938 por geólogos estadounidenses que trabajaban para la Standard Oil de Nueva York en colaboración con las autoridades saudíes. Saud, que para entonces se había hecho a sí mismo 'rey', concedió autoridad sustancial sobre los campos de petróleo a Aramco (Arabian American Oil Company), controlada por Estados Unidos, para gran consternación de los británicos que habían financiado la subida de la Casa de Saud al poder con la esperanza de un acceso abierto a las reservas de petróleo que iban a ser objeto de reconocimiento.

Imagen
Luego de la Segunda Guerra Mundial, la mayor parte de Europa, Rusia y los principales países del Pacífico se encontraban en una diversidad de grados de ruina económica y atormentados por deudas de guerra. Los EE.UU., por su parte, después de haber jugado un papel relativamente pequeño en la guerra, y después de haber extendido préstamos masivos (en efectivo y armamento) para muchas de las partes en conflicto, estaban económicamente en una posición de liderazgo.1 Como un 'refugio seguro', también habían adquirido durante la guerra el 80% del oro del mundo de sus aliados, y otra parte del oro lo habían conseguido por los hurtos de los suministros de los enemigos conquistados, especialmente de Japón.2

Debido a su fuerza económica, 44 países se reunieron en 1944 en la conferencia de Bretton Woods y aceptaron el plan de Estados Unidos para hacer del dólar la moneda de reserva del mundo, respaldada por el oro. Es decir, cada dólar era directamente convertible en oro a un tipo de interés fijo. Esto aumentó enormemente la demanda mundial de dólares y la confianza inspirada en la economía de Estados Unidos, dando a los EE.UU. un 'viaje gratuito' - económicamente hablando. Sin embargo, al mismo tiempo, 'el Estado del bienestar y de guerra' de los EE.UU. se vio limitado por la cantidad de dólares que podría imprimir sobre la cantidad de oro físico que mantenía.

Hacia la década de 1960, como resultado del gasto imprudente y belicista en todo el mundo, los EE.UU. habían acumulado una gran deuda en dólares que superó la cantidad de oro físico que tenía como respaldo. La confianza en el dólar y la economía de los Estados Unidos se redujo y muchas naciones comenzaron a intercambiar sus reservas de dólares por oro físico. La élite en Washington se dio cuenta de que no podían seguir viviendo así, 'a lo grande', y mantener el esquema 'dólares-por-oro'. Pero en vez de apretarse el cinturón y comprometerse en un comportamiento fiscal responsable, al presidente Nixon y a Kissinger se les ocurrió un plan para respaldar el dólar no con oro, sino que con 'oro negro'.

Entrada al petrodólar

Imagen

Henry Kissinger orquestando el esquema de petrodólares con la Casa de Saud en 1973
En 1973, a cambio de la entrega de grandes cantidades de equipo militar, la protección y la seguridad de la cual seguirían siendo los reyes del desierto para siempre, el Gobierno de Estados Unidos llegó a un acuerdo con los saudíes por el cual todo el petróleo saudí debería ser pagado en dólares. A cambio de las mismas garantías, todos los demás miembros del Medio Oriente de la OPEP pronto siguieron su ejemplo. Este nuevo esquema de petróleo a cambio de dólares, también conocido como el 'petrodólar', resulto incluso mejor que el esquema de dólares-por-oro, porque no sólo reforzó la demanda internacional perpetua de dólares, sino que también los propios Estados Unidos podrían comprar todo su petróleo de los saudíes y otros por el costo de imprimir un poco de papel. Además, los Estados del Golfo acordaron invertir sus excedentes de ganancias de las ventas de petróleo en la economía estadounidense.

Normalmente, el valor de la economía de un país y la moneda está determinado por su PIB, o el valor de las cosas que produce y es capaz de vender. Desde el advenimiento del petrodólar, sin embargo, el valor de la economía estadounidense se ha basado en gran medida en la cantidad de dinero que se puede imprimir. Esto es un trato muy bueno en todos los sentidos.

El Dr. Bulent Gukay de la Universidad de Keele lo explica de esta manera:
"Este sistema del dólar estadounidense actuando como moneda de reserva mundial en el comercio del petróleo mantiene la demanda por el dólar 'artificialmente' alta. Esto permite a los EE.UU. llevar a cabo la impresión de dólares a un precio de casi nada para financiar el aumento del gasto militar y el gasto de los consumidores en importaciones. No hay límite teórico a la cantidad de dólares que se pueden imprimir. Mientras que los EE.UU. no tengan rivales serios, y los otros Estados tengan confianza en el dólar estadounidense, el sistema funciona".
Si el petrodólar fuese alguna vez sustituido por otra moneda por medio de la venta masiva de dólares, el valor del dólar se desplomaría, ya que no sería tan útil para casi ningún país del planeta en la compra de petróleo. Incontables miles de millones en dólares estadounidenses entonces fluirían de nuevo a los EE.UU., lo que llevaría a la hiperinflación, las alzas de tasas de interés, pérdida masiva de empleos y el caos económico y social generalizado. Esto en esencia, significaría el fin de los EE.UU. tal como lo conocemos. Y cuando la economía estadounidense se recupere, si lo consigue, no habría más impresión de dólares por parte de la Reserva Federal para resolver los problemas económicos, sabiendo con seguridad que todo el mundo los romperían a cambio de bienes reales. La cantidad de dinero en el sistema tendría que ser reducido, lo que llevaría a una reducción drástica del tamaño de su economía y los Estados Unidos finalmente tomarían su lugar legítimo muuuy abajo en la lista de las naciones más poderosas del mundo.

Debe, por lo tanto, ser bastante obvio por qué el petróleo de Medio Oriente y los regímenes corruptos de la región que lo controlan son tan existencialmente importantes para los EE.UU. como 'número 1'. Pero, ¿qué podría provocar la sustitución del petrodólar?

Subvirtiendo el orden natural

Mire un mapa del mundo y se dará cuenta de que los EE.UU. están separados de la masa continental de Eurasia por dos grandes océanos. Eurasia tiene más del 60% de la población mundial y aproximadamente el mismo porcentaje de sus recursos. Dejándolos en libertad de acción, la mayor parte del comercio mundial se produciría entre las naciones en el continente euroasiático, y esta porción de tierra sería el 'centro' económico del mundo. Esto, sin embargo, no es cómo funciona el mundo hoy en día. Por el contrario, los EE.UU. son a la vez, 'la mayor economía del mundo' y su 'única superpotencia'.

Dos guerras mundiales y muchos otros conflictos de 'bajo nivel' fueron librados por los EE.UU. para crear este estado de desequilibrio de los asuntos en donde Eurasia está dividida contra sí misma. Hoy Europa Occidental está alineada con los EE.UU. contra Rusia (y en cierta medida contra China), y el Medio Oriente es controlado en gran parte por los EE.UU. y el Reino Unido, o 'anglo-américa', como me gusta llamar a estos dos compañeros de cama perfectamente adaptados. La mayor parte del continente africano ha sido explotada por sus recursos y se ha mantenido empobrecida por estos mismos dos países (junto con los franceses), y América del Sur ha sido hasta hace relativamente poco tiempo, sometida al mismo tratamiento.

En este artículo, he explicado cómo, durante la mayor parte de la historia moderna, y desde luego durante todo el siglo 20, el objetivo principal de anglo-américa ha sido el frustrar la expansión rusa. Si bien los esfuerzos para hacer esto se expresaban en términos ideológicos para fomentar el apoyo del público, la verdadera motivación era una comprensión muy realista entre los agentes de poder estadounidenses y británicos de que si Rusia se desarrollara en la medida que sus recursos y su posición geográfica lo permitieran naturalmente, entonces Rusia, no anglo-América, gobernaría el mundo en liga con el resto de Eurasia y probablemente África.

Imagen

Nuevo siglo euroasiático. Lo sentimos, América, pero no estás en él.
11S y la lucha por el Medio Oriente

Cuando finalizó la 'guerra fría', anglo-américa se quedó absolutamente sin una justificación para continuar en su función autodesignada de defensor de la 'paz' global y dador de la 'libertad y la democracia'. La gente inteligente no puede dejar de encontrar bastante coincidente que en el transcurso de 3 años, tras la caída del muro de Berlín y la desaparición de la 'amenaza comunista', el 'terrorismo musulmán del Medio Oriente' se haya convertido en 'un grave problema para los Estados Unidos'.

El primer 'ataque terrorista musulmán' en los EE.UU. se produjo en el World Trade Center en 1993. Cinco años más tarde, Osama bin Laden fue acusado de presuntamente haber bombardeando embajadas estadounidenses en África, y los políticos que hacían las normas en Washington estaban escribiendo artículos acerca de la necesidad de establecer "fuerzas progresistas basadas en el Medio Oriente" y la necesidad de un "evento catastrófico y catalizador - como un nuevo Pearl Harbor" - para justificar la creación de fortalezas militares en la región.

En noviembre de 2000, Saddam Hussein declaró que Iraq pronto sólo aceptaría el pago por el petróleo iraquí en euros. Menos de 1 año más tarde, se produjeron los ataques del 11S, y 18 meses después de eso, los EE.UU. invadieron y ocuparon Iraq. Alrededor del 5 de junio de 2003, una vez más el petróleo de Iraq fue puesto a la venta en dólares estadounidenses. Una coincidencia, estoy seguro.
Imagen
En 2002, el diario Los Angeles Times informó que en abril de 2000, más de un año antes de los ataques del 11S, los EE.UU. comenzaron a construir Al Adid, una base militar de mil millones de dólares en Qatar con una pista de 4.500 metros. La justificación declarada por Washington para la nueva base fue 'la preparación para una acción renovada contra Iraq.'

Un documento del Pentágono del 5 de marzo de 2001, intitulado Pretendientes extranjeros con derecho de contratos en Campos Petrolíferos iraquíes detalla cómo los campos de petróleo de Iraq serían explotados y entregados en subcontratos a compañías petroleras occidentales. Esto fue dos años antes de la invasión. Un artículo de marzo de 2003 en el Baltimore Sun citó al ex secretario de Estado adjunto para Oriente Próximo, Edward Walker, diciendo que una invasión de Iraq estaba en la cima de la agenda de la administración Bush sólo 10 días después de su inauguración, un total de ocho meses antes del 11S. Pero todo esto son solo extrañas coincidencias.

Los ataques del 11S no fueron, por supuesto, diseñados exclusivamente para justificar la ocupación de Iraq. Iraq fue simplemente el primero en la lista de EE.UU de aquellos 'de quienes deberían ocuparse'. Afganistán también fue invadido y ocupado (¡todavía lo es!). Si nos fijamos en un mapa del mundo (¡los mapas son útiles!) y se observa hacia el Medio Oriente y Afganistán y se toma en consideración la geopolítica del petróleo y el gas, y se da uno cuenta que Rusia y China son los principales competidores del imperio de los Estados Unidos, y si uno se embarca en una 'guerra de cuarta generación' a través de ejércitos de mercenarios yihadistas irregulares controlados por los saudíes que se pueden enviar a cualquier lugar y a todas partes, entonces, uno se acerca a la comprensión de la razón de la mayor parte de la política exterior estadounidense en los últimos 15 años.
Imagen

¿Lo ve?
Por cierto, otros países que se han movido o han intentado moverse hacia dejar de usar el petrodólar incluyen a Rusia, Irán, Siria, Libia, Venezuela y Corea del Norte.

La presencia de Estados Unidos en el Medio Oriente desde el 11S, con la participación de la invasión y ocupación de Iraq y Afganistán, el bombardeo de Pakistán, el derrocamiento de Gadafi y la fabricación de la 'guerra civil' en Siria, todo ha tenido un objetivo, y es el mismo objetivo de siempre: prevenir la expansión económica más allá de sus fronteras de Rusia (y en menor medida, de China e Irán) y proteger el estatus hegemónico del petrodólar. En pocas palabras, si Rusia, China e Irán están autorizados a participar en el libre comercio entre sí y con los demás países al sur y oeste, los días del petrodólar, y por lo tanto de anglo-américa, están contados.
Imagen
Conteniendo a Rusia a través de Ucrania

Estrechamente ligado a los intentos desesperados anglo-americanos de proteger el petrodólar es su postura histérica, no sólo para bloquear los lazos económicos más estrechos entre Rusia y Europa, sino también para hacer retroceder los ya existentes. Los EE.UU., en particular, ven a la dependencia europea del gas ruso (y cualquier gran productor de petróleo que no sea 'propiedad' o fácilmente influenciado por los EE.UU.) como una importante amenaza al continuo compromiso europeo a los 'valores' anglo-americanos de mantener a Estados Unidos en la cima.

A principios del año pasado, tal como la manufacturada 'guerra civil' que estalló en Siria, el Departamento de Estado de Estados Unidos organizó un golpe de Estado en Ucrania, que derrocó al gobierno pro-ruso e instaló un equipo colaboracionista que ha establecido un nuevo estándar en la sumisión servil a Occidente. Ucrania ha sido históricamente un importante centro de tránsito de gas ruso a Europa. Los EE.UU. esperaban que de alguna manera pudieran detener el flujo, obligando a Europa a buscar su gas en otra parte.
Imagen

Golpe de Estado en Kiev: Los Estados Unidos inician un fuego a las puertas de Rusia.
Al iniciar el golpe de Estado, los EE.UU. también (o sobre todo) esperaban desalojar a la flota rusa del Mar Negro en Crimea, lo que habría asestado un duro golpe a la participación militar planificada de Rusia en Siria. Rusia era, obviamente, muy consciente de la verdadera intención del golpe en Ucrania y tomó medidas dando de nuevo la bienvenida a Crimea en la Federación Rusa. Luego, la táctica de Rusia con Crimea fue utilizada por los medios de comunicación occidentales para provocar reacciones histéricas de los gobiernos de la UE acerca de la intención de Rusia de invadir toda Europa y, por lo tanto, convencer a los europeos que tenían que 'diversificarse' lejos del gas ruso. Pero 18 meses después, el gas ruso sigue fluyendo a través de Ucrania a la UE. Una cosa es esperar que los gobiernos europeos difundan la propaganda de los EE.UU. de que 'Rusia es el mal'; otra muy distinta es esperar que dejen que sus ciudadanos pasen frío y que sus fábricas cierren en interés de la política exterior estadounidense que equivale a 'si no puedo tenerte, nadie puede'.

Siria en la encrucijada

Siria es un aliado de largo plazo de Irán y Rusia y, junto con Hezbollah y los palestinos, el último defensor restante de un Medio Oriente laico, progresista, nacionalista, árabe-gobernado. Como tal, el gobierno sirio se opone a todo lo que los ideólogos de los corta-cabeza Wahabíes traidores en las monarquías del Golfo representan, en particular, sus décadas de larga facilitación de una política anglo-americana de robo de Medio Oriente y el belicismo, que ha sido significativamente desarrollado por la misma ideología corta-cabeza wahabí promovida tanto por los decapitadores y las élites de Washington desde 1970 en apoyo de su esquema de petrodólares. Siria, hogar de millones de refugiados palestinos desde 1948, tampoco ha sido nunca demasiado aficionado a Israel.

Como ya se ha señalado, anglo-américa esta desesperada por otra fuente de suministro de gas para Europa. Poco se puede hacer en el corto plazo sobre los gasoductos North Stream que van directamente a Alemania, y el flujo a través de Ucrania, pero el planeado 'South Stream' que entregaría gas ruso a Europa del Sur era un puente demasiado lejano para el Imperio anglo-americano.
Imagen

El gasoducto Ruso South Stream que fue cancelado por la UE por órden de Washington
Anunciado en 2007, el South Stream parecía una cosa segura hasta abril de 2014, cuando Crimea se reincorporó a Rusia y todo el mundo se asustó del hombre del cuco ruso. Después de haber proporcionado la justificación a través del golpe de Estado que obligó a Rusia a proteger a su flota del Mar Negro, Washington instó a sus lacayos europeos a cancelar el proyecto. El Parlamento de la UE debidamente lo hizo, adoptando una resolución no vinculante, oponiéndose a la tubería y recomendando la búsqueda de fuentes alternativas. Por suerte para la UE y sus amos en Washington, una fuente alternativa ya estaba en obras, la tubería de Qatar y Turquía que se propuso en el año 2002 y que llevaría gas de Qatar a Turquía y a la UE. La misma, sin embargo, tiene que pasar a través de Siria. Cuando se le preguntó por su consentimiento, el gobierno de Assad se negó porque quería "proteger los intereses de [su] aliado Ruso, que es el principal proveedor europeo de gas natural".
Imagen

El gasoducto Qatar-Turquía, que es una de las causas de la "guerra civil" Siria.
Lo que el gobierno sirio entiende por "proteger los intereses de su aliado ruso" no fue que nunca permitiría que un gasoducto de Medio Oriente cruce su territorio hacia Europa, pero si que sólo se permitiría hacerlo a ciertas tuberías, controladas por ciertos países. Idealmente, a Rusia le gustaría evitar que el gas de Medio Oriente suplante al gas ruso en el mercado de la UE, pero en su defecto, podría vivir con otro proveedor amigo de Medio Oriente (o iraní) que invitaría a Rusia a desarrollar las reservas.

Luego de rechazar la oferta Saudí, Siria firmó el acuerdo para la tubería Irán-Iraq-Siria que llevaría gas desde un campo en el golfo Pérsico compartido por Irán y Qatar (pero del lado iraní), a través de Irán, Iraq, Siria y el Líbano y a continuación, por el Mediterráneo, probablemente hacia Grecia. A partir de ese punto en adelante, tanto Qatar como Turquía (junto con los saudíes) se embarcaron totalmente en el campamento de '¡Assad debe irse!', y comenzaron con el suministro de yihadistas y armas para instigar y alimentar la 'guerra civil' en Siria. Como resultado del conflicto en Siria, sin embargo, el gasoducto Irán-Iraq-Siria se ha retrasado y Turquía está amenazando a Rusia con la cancelación de la propuesta de la tubería 'Turkish Stream' y del acuerdo por el cual Rusia construiría reactores nucleares turcos.

Imagen

Todo está bien mientras se mantengan asesinando kurdos.
Turquía también es un gran consumidor de gas ruso y el presidente turco Erdogan ha afirmado que él podría mirar hacia otra parte por el suministro, pero entonces, ¿no es lo que ya estaba tratando de hacer mediante el apoyo a la eliminación de Assad para que la línea de Qatar y Turquía pueda ser construida? Rusia no es tan fácil de engañar.

Usted se estará preguntando qué tiene que ver Afganistán con todo esto, ya que está cercada al otro lado de Irán junto a Pakistán. Es probable que no se sorprenda al saber que Afganistán también tiene vastas reservas de gas y petróleo y que, en 2010, los geólogos estadounidenses descubrieron enormes vetas de hierro, cobre, cobalto, oro y metales industriales críticos como el litio. Pero antes de que algo de eso se pudiera extraer, Afganistán desempeña un papel fundamental en el transporte del petróleo del Mar Caspio y el gas a China, Pakistán y la India, tres países en desarrollo muy poblados que necesitan una gran cantidad de energía. Afganistán, que comparte una pequeña frontera con China, firmó un contrato de exploración de petróleo con la Corporación Nacional de Petróleo de China en diciembre de 2011. Pero volvamos a Siria.

A mediados de 2013, con los EE.UU., el Reino Unido, las monarquías del Golfo y Turquía, todos dedicados en tratar de eliminar a Assad, el jefe de la inteligencia saudí, el príncipe Bandar, voló a Moscú para una reunión con Putin. Bandar llegó portando promesas y amenazas muy poco veladas a Rusia sobre Siria:
"Vamos a examinar cómo armar una estrategia ruso-saudí unificada sobre el tema del petróleo. El objetivo es llegar a un acuerdo sobre el precio del petróleo y las cantidades de producción que mantienen el precio estable en los mercados mundiales del petróleo. Entendemos el gran interés de Rusia en el petróleo y gas en el Mediterráneo desde Israel a Chipre. Y entendemos la importancia de la tubería de gas ruso a Europa. No estamos interesados ​​en competir con eso. Podemos cooperar en esa área ", dijo Bandar, que pretende hablar con el pleno respaldo de los EE.UU..
Bandar luego se comprometió para salvaguardar la base naval rusa en Siria si el régimen de Assad fuese derrocado, pero también hizo alusión a los ataques terroristas chechenos en los Juegos Olímpicos de Invierno de Rusia en Sochi si no se llegase a un acuerdo. "Le puedo dar una garantía para proteger los Juegos Olímpicos de Invierno del próximo año. Los grupos chechenos que amenazan la seguridad de los juegos son controlados por nosotros. Estos grupos no nos asustan. Los usamos para enfrentar el régimen sirio, pero no tendrán ningún papel en el futuro político de Siria ". Dijo Bandar.

Estas fueron las huecas amenazas y promesas de un excéntrico decapitador con delirios de grandeza. Los saudíes no tienen ninguna influencia sobre Qatar (sólo anglo-américa lo hace) y mientras que Rusia podría haberse beneficiado con la ayuda de Arabia Saudita para mantener altos los precios del petróleo, Putin no estaba como para confiar en este 'príncipe' fanático seudo-musulmán. Su respuesta fue de la más apropiada:
"Nuestra postura sobre Assad nunca cambiará. Creemos que el régimen sirio es el mejor orador en nombre del pueblo sirio, y no lo son los otros comedores de hígado."
Un año más tarde, sin duda, a las órdenes de los EE.UU., los saudíes aumentaron la producción de petróleo con el fin de disminuir los precios en el mercado mundial, por consiguiente, disminuyendo los ingresos petroleros rusos. Esta maniobra se produjo en conjunto con un ataque financiero contra el rublo, organizado por Occidente. Rusia sobrevivió, y un año más tarde comenzó a bombardear a los comedores de hígado del príncipe Bandar en Siria.

Lo que es más llamativo de los varios proyectos de distribución de gas en Medio Oriente que están siendo considerados para reemplazar el gas ruso a Europa es que todos ellos serían mucho más costosos de construir que el South Stream de Rusia - cuyas tuberías están casi completadas - o la alternativa 'Turkish Stream' propuesta por Rusia a finales del año pasado. Las líneas de gas de Qatar tendrían que recorrer 5.000 kilómetros a través de 4 países para llegar a la UE en comparación con los 1000 kilómetros en línea recta por debajo del Mar Negro para el South Stream o el 'Turkish Stream'. Por otra parte, no debemos esperar mucho sentido desde el desquiciado y enfurecido imperio anglo-americano o de sus idiotas decapitadores en el Medio Oriente en su intento desesperado de detener a toda costa a Rusia.
Imagen

Rusia quiere la guerra. Miren como han puesto su país hacia nuestras bases militares.
Intereses Israelíes

Usted puede haber notado que Israel ha mostrado una pasividad inusual (para los estándares israelíes) en vista de lo que podríamos pensar que es una excelente oportunidad para acelerar la desaparición de su enemigo a largo plazo, Siria. Hay varias razones por las que Israel no ha participado plenamente en la campaña para eliminar a Assad y su gobierno:

1.) Los saudíes, qataríes, Turcos y anglo-americanos están haciendo un muy buen trabajo (o por lo menos lo estaban haciendo hasta ahora)

2.) Si bien Israel tiene dinero puesto en el juego del gas en la forma del campo Leviatán frente a sus costas, no necesita de Siria para transportarlo a cualquier lugar.

3.) Israel y Rusia no son enemigos. En 2013, Gazprom firmó un contrato de 20 años con la firma israelí Levant LNG Marketing Corp. para comprar exclusivamente gas natural licuado desde el campo de gas en alta mar de Tamar, en Israel.

4.) srael ya robó un pedazo de Siria en 1967 - los Altos del Golán - y no tiene intención de devolverlos. Como beneficio adicional, un gran depósito de petróleo fue descubierto recientemente allí.

5) Israel nunca es más feliz que cuando sus vecinos de Medio Oriente están luchando entre sí. Si Israel toma alguna acción en este momento, será la de utilizar la 'niebla de guerra' para iniciar una 'solución final' para su más apremiante 'problema palestino'.

Qué esperar a partir de aquí

No soy alguien con visión remota, pero creo que podemos esperar que los EE.UU. respondan a la intromisión rusa en Medio Oriente en la única forma real que ellos pueden - 'asimétricamente'. Ha surgido una continúa difamación, calumnia y mentiras descaradas sobre lo que Rusia está haciendo en Siria, Ucrania, Europa o en cualquier otro lugar donde Rusia o Putin aparezcan. En la misma línea, es de esperarse una presión continua que será puesta sobre los Estados de la UE que son potenciales puntos de tránsito para los futuros gasoductos rusos, como Grecia y Macedonia. El presidente de la UE ya ha declarado públicamente que 'los políticos extranjeros' (adivinen quien) provocaron deliberadamente la "crisis de los refugiados" para "debilitar a Europa". Observen los países que han estado en la línea de fuego allí: Grecia, Macedonia, Hungría. El 'EI', por supuesto, podría siempre ser sacado de la bolsa para llevar a cabo ataques terroristas y desestabilizar a países de los Balcanes (Albania, por ejemplo). Por otra parte, eso es en parte el por qué Rusia está bombardeando a los mercenarios saudíes mientras hablamos.

El hecho es que Europa es aliada de EE.UU. sólo mientras sigue a los pies de la línea de las políticas de Estados Unidos, incluso de aquellas que están claramente perjudicando a los Estados miembros de la UE. Pero ese es un juego peligroso para los EE.UU.. Al igual que el matón del colegio que confunde el silencio de los otros niños por la aceptación de su comportamiento, Washington podría despertar una mañana y descubrir que algunos de sus aliados más cercanos han estado conspirando contra ellos, incluso en liga con su 'enemigo común'.

Los administradores del imperio anglo-americano todavía tienen todo por hacer si quieren asegurar sus posiciones. Pero su futuro se ve menos brillante con cada día que pasa. De hecho, en menos de dos semanas después de que Rusia comenzó a bombardear e los comedores de hígado, las ruedas parecen estar saliéndose fuera de toda la empresa.

Imagen
Bagdad anunció recientemente que quiere un papel más importante para Rusia que el de los EE.UU. en Iraq. Eso es una bofetada real en la cara después de diez años de 'libertad y democracia entregada de forma gratuita'. Afganistán también ha estado recientemente haciendo propuestas a los rusos en busca de ayuda militar contra los talibanes. Casualmente (¡o no!), el secretario de Defensa, Ash Carter, de los EE.UU anunció ayer que la 'misión' de la OTAN en Afganistán puede tener que ser ampliada 5 años más allá de la retirada prevista de tropas de la OTAN en el 2016. Para no ser menos, un alto diplomático ruso anunció (también ayer) que el 'EI' no sólo está entrenando yihadistas rusos nacidos en Afganistán, sino que ¡también están siendo entrenados por ciudadanos de Estados Unidos y del Reino Unido! ¿Señal de bombardeo ruso al 'EI' en Afganistán?

Es de vital importancia que el mayor número posible de personas puedan ver 'detrás de la cortina' de las travesuras geopolíticas que actualmente están dominando los titulares. Leemos historias en la prensa occidental sobre que Cameron, Obama o cualquier otro no apoyaran los ataques aéreos rusos contra el EI en Siria hasta que Rusia deje de apoyar a Assad, porque Assad es un "dictador sanguinario". Esto es tan fantásticamente y evidentemente absurdamente infantil que es vergonzoso ver a estas cabezas parlantes políticas tratando de hacer todo lo posible para que suene como que ellos realmente, muy realmente, creen en eso.

Si Assad es el tal 'hombre malvado', ¿por qué se le ha agasajado en el Palacio de Buckingham luego de 2 años en su primer mandato? Si Gadafi era un 'dictador cruel', ¿por qué se le invitó a hacer su tienda y luego cenar en el Palacio Elíseo en diciembre de 2007? El mundo de la realpolitik se oculta deliberadamente a la opinión pública, ya que los políticos occidentales temen que si sus palabras y hechos reales fueran alguna vez expuestos, "la gente va a perseguirnos por las calles y lincharnos" como George HW Bush lo advirtió una vez.

Los últimos 100 años de la historia del mundo ha estado dominada y formada por el petróleo y, más recientemente, las guerras de gas, principalmente entre las grandes potencias. No es una exageración decir que millones de personas inocentes han sido asesinadas, mayormente por los gobiernos occidentales y sus militares, para asegurar el acceso al - y el control sobre - petróleo y gas, y para asegurar que todo el mundo se mantenga en una situación relativamente empobrecida, en posición subordinada. Éste es un punto importante; el mundo contiene más que suficientes recursos naturales para que todos los países puedan prosperar, pero la patología de los constructores del imperio de Occidente exige que ellos, y sólo ellos, controlen el mundo a costa de los demás.

La vida, el universo, o como quieras llamarlo, tiene una extraña habilidad para 'hablarnos' si estamos lo suficientemente atentos para leer los 'signos'. Una analogía frecuentemente utilizada para describir este servicio de mensajería universal es la de una valla publicitaria, en la que aparece al principio del mensaje en la cartelera un pequeño texto, inocuo. Cuando se ignora el mensaje, el texto se hace más grande, y si es que todavía es ignorado, se añaden luces intermitentes. Por último, la cartelera cae sobre nuestra cabeza. Me parece interesante que a medida que el mundo continúa su descenso inexorable hacia las guerras y las crisis sobre el petróleo y el gas, la incidencia de explosiones anomalas de gas y petróleo, muchas de las cuales parecen ser de origen natural, está aumentando a un ritmo alarmante. ¿Está el 'universo' tratando de decirnos algo?


Notas

1 Ver Super Imperialism: The Economic Strategy of American Empire, por Michael Hudson
2 Ver Gold Warriors: America's Secret Recovery of Yamashita's Gold, por Sterling Seagrave