Traducido por el equipo de SOTT.net en español

La fotógrafa ártica Rayann Elzein ve auroras todo el tiempo sobre Utsjoki, Finlandia. Pero las auroras que vio anoche fueron diferentes. "Eran rojas", dice. "Casi sólo rojas".
Red Auroras on October 12, 2020 @ Utsjoki, Finnish Lapland
© Rayann Elzein
Auroras Rojas el 12 de octubre de 2020 en Utsjoki, Laponia finlandesa
"Rara vez he visto algo como esto antes", dice Elzein. "Verifiqué dos veces el balance de blancos de mi cámara para asegurarme de que nada estaba mal. Pero era la misma temperatura de color que en todas mis otras fotos de la aurora boreal".

"Más tarde, fuimos tratados con los habituales remolinos verdes e incluso con una franja de nitrógeno rosa", dice. "Cuando los remolinos verdes se calmaron, el rojo volvió".
Red Auroras over Finland
© Rayann Elzein

Las auroras son normalmente verdes... el brillo verde de los átomos de oxígeno a unos 150 km sobre la superficie de la Tierra. Las raras auroras rojas también son causadas por átomos de oxígeno, pero a mayores altitudes, entre 150 km y 500 km. A esas alturas, la temperatura y la densidad de la atmósfera favorecen las transiciones atómicas que emiten fotones rojos. De hecho, las fotos de Elzein muestran el rojo apilado sobre el verde tal y como predice la teoría.

Por alguna razón, desconocida para nosotros, el viento solar del 12 de octubre excitó el oxígeno a mayores alturas de lo habitual, dando a las raras auroras rojas su oportunidad de brillar.