Imagen
© abc
Maite Sánchez trabaja en el laboratorio de la Mount Sinai School en Nueva York
El 14% de la ciudadanía española ha vivido en otro país al menos tres meses, sobre todo por motivos laborales y con Francia, Alemania, Reino Unido y Suiza, por ese orden, como destino escogido en la mayor parte de los casos. Tres de cada diez ciudadanos sí han vivido en una Comunidad distinta a la que residen actualmente, si bien la mitad de la población eligió un lugar dentro de su región como la última de sus direcciones, antes de recalar en la ciudad o pueblo que ahora lo acoge.

Entre la población entrevistada por el último barómetro del CIS (Centro de Investigaciones Sociológicas), que se ha dado a conocer este miércoles y corresponde al pasado mes de febrero, más de la mitad de la ciudadanía (un 51,7%) se desplazó de lugar de residencia por motivos de trabajo, mientras un 26,9% lo hizo por su familia y un 9,6%, por estudios, las tres principales razones por las que la gente está dispuesta a coger los enseres y llevárselos a otro punto del país o del planeta. [Puedes leer aquí íntegras las respuestas ciudadanas en el barómetro del CIS correspondiente a febrero]

Encontrar trabajo, en el horizonte

De todos aquellos que en el último año han pensado en la posibilidad de buscarse la vida en otro país (un 17% de la población sondeada), Alemania es el destino predilecto (25,2% de los casos), por delante de Reino Unido (un 21%) y Francia (un 15%). Estados Unidos, Italia, Suiza, Brasil y Noruega serían otros destinos a tener en cuenta, según las opiniones sobre movilidad geográfica pulsadas en este sondeo demoscópico.

Casi tres de cada diez españoles estarían «muy o bastante dispuestos» a desplazarse a otro país dentro de Europa para encontrar un empleo, algo más de lo que serían favorables a mudarse fuera del espacio comunitario (un 20,6% de los ciudadanos). De este porcentaje, el 75% se iría de España para trabajar.

Cerca de cuatro de cada diez españoles no tendrían reparos en trasladarse dentro del país y el 72% de ellos lo harían con un motivo solemne: «Por encontrar trabajo, por mejorar su situación laboral». Por detrás de este motivo, esgrimen «por mejorar sus condiciones de vida» (14,2%) y «por conocer nuevas culturas y adquirir nuevas experiencias» (un 10,5%).

La familia, la razón para no mudarse

¿Por qué razones la gente no se muestra abierto a vivir en otro lugar dentro de España? «Estar cerca de la familia» es la argumentación a la que se aferran tres de cada diez encuestados por el CIS. Del mismo modo, le siguen «porque está bien en el lugar» donde vive y «porque no tiene edad para irse fuera» como respuestas más indicadas para no coger nunca las maletas.