Hombre de Tianyuan1
© Instituto de Paleontología de Vertebrados y Paleoantropología (IVPP), Beijing
Investigadores realizan excavaciones en la cueva de Tianyuan donde en 2003 se descubrieron restos humanos de hace 40 mil años
Investigadores observaron el DNA de los restos óseos de habitantes que vivieron hace 40.000 años en la gruta Tianyuan cerca de Beijing y concluyeron que es muy similar al de la población asiática y nativa de los americanos de hoy.

Al igual que el hombre moderno, era una familia diferente a la que vivía en Europa, señala un informe del Instituto Max Planck, publicado el 21 de enero.

El investigador Svante Pääbo dijo que los pequeños porcentajes de DNA Neanderthal y Denisovo encontrados en este hombre de Tianyuan son además similares al hombre de ahora.

Hombre de Tianyuan2
© Instituto Max Planck de Antropologìa
Huesos del hombre de Tinyuan
El DNA se extrajo desde núcleos y mitocondrias de un hueso de una pierna encontrado en 2003 en la gruta.

"El hombre de Tianyuan vivió durante un pasaje evolutivo importante cuando los primeros hombres modernos compartieron algunas de sus características con los Neandertal y Denisovos", señala el Dr. Pääbo.

"Esta pequeña proporción persiste en las mismas proporciones. Además se trata de un momento histórico en que desaparecieron los Neandertal", destaca el investigador de Instituto Max Planck, cuyo trabajo se realizó junto con la participación del Dr. Matthias Meyer y el Dr. Qiaomei Fu, de la Academia de Ciencias de China.