Traducido por el equipo de Sott.net en español

Una extraña tormenta ha causado el caos en todo Perth, derribando árboles, causando inundaciones repentinas y dejando las casas sin electricidad.
Dark clouds loomed over Morley as the storm front moved across Perth's northern suburbs
© Matt Woodcock
Nubes oscuras se cernían sobre Morley mientras el frente de tormenta se movía por los suburbios del norte de Perth.
La tormenta llegó alrededor de las 5 de la tarde, trayendo consigo nubes oscuras, rayos y fuertes lluvias.

Azotó la ciudad y los suburbios, y la gente recurrió a los medios de comunicación social para registrar el caos.

Se reportaron vientos de 93 km/h en Ocean Reef, mientras que el tráfico en hora punta se detuvo al apagarse los semáforos.

La Oficina de Meteorología dice que la tormenta no fue inusual para febrero, pero tomó a todos por sorpresa.

BOM WA emitió una alerta sólo una hora antes, justo después de las 4 de la tarde.


Una tienda de comida rápida en Beldon se vio obligada a cerrar sus puertas cuando llovió, mientras que un centro comercial en Ocean Keys también se inundó.

El pluviómetro del Monte Lawley registró 13,6 mm de lluvia en sólo 30 minutos.

Hay informes de varios árboles caídos, incluyendo uno que cayó sobre un coche en Wembley.

Los techos fueron dañados en West Leederville y Girrawheen.

Alrededor de 18.000 hogares están sin electricidad en el área metropolitana de Perth, incluyendo en Trigg, Karrinyup, Balcatta, Osborne Park e Inglewood.


Las nubes de tormenta se han desplazado hacia el sur, hacia Rivervale, Belmont y Cloverdale.

Los semáforos se han apagado en Karrinyup Road y Wanneroo Road y los trenes se han cancelado en la línea Joondalup.

Los técnicos corren para arreglar los problemas mientras los residentes y los negocios empiezan a limpiar.